-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

" Piensa bien y estará bien "   

El 50% de los israelíes temen no poder pagar sus gastos básicos

Cerca del 50% de los israelíes temen no poder cubrir sus gastos tras la crisis del coronavirus, según un nuevo informe de la Oficina Central de Estadísticas.

El informe encontró que la situación económica pesaba más sobre los israelíes, con el 50% de los encuestados afirmando que temían no poder pagar sus gastos básicos durante el cierre de marzo y abril y el 46.5% expresando sentimientos similares en el período inmediatamente posterior.

El informe se basa en una encuesta realizada a israelíes durante el período de marzo a mayo de 2020 y en datos reunidos de diversas fuentes de apoyo. Compara estos meses con los mismos meses de 2019.

Las preguntas en el punto álgido de la crisis se hicieron entre el 26 de abril y el 1 de mayo. Las preguntas en el período inicial posterior al brote de coronavirus se hicieron entre el 11 y el 14 de mayo. Todos los encuestados eran adultos mayores de 21 años.

El informe encontró que sólo el 30% de los israelíes dijeron que les costaría cubrir sus gastos en la primavera de 2019.

Durante el período de cierre, más de un cuarto (27.3%) de los israelíes dijeron que esperaban que su situación económica empeorara el año próximo. Cuando se levantó el cierre, esa cifra bajó al 18.3%, que sigue siendo el doble que en 2019 (9.2%).

El informe fue revelado el día en que el Primer Ministro Benjamín Netanyahu y el Ministro de Finanzas Yisrael Katz presentaron su plan financiero para ayudar a la economía de Israel durante la crisis de COVID-19.

Una de las áreas más afectadas por el virus fue la aliyá. De enero a mayo, 7.369 personas hicieron de Israel su hogar, en comparación con 12.645 en 2019 – una disminución de casi el 42%.

En abril, sólo 431 personas inmigraron a Israel – la cifra más baja de los últimos 12 meses.

Al mismo tiempo, en marzo, alrededor de 100.000 israelíes abandonaron el país, cifra que disminuyó considerablemente en abril, mayo y junio, cuando sólo entre tres y 16 millones de personas viajaron fuera del país.

Los visitantes entrantes fueron, como se esperaba, aún menos: 87.000 en marzo, menos de 1.000 en abril, alrededor de 2.000 en mayo y unos 6.000 en junio.

Recordemos que el 4 de marzo el gobierno anunció que los extranjeros ya no podían entrar en Israel y ordenó que todo israelí que regresara del extranjero tendría que entrar en 14 días de cuarentena.

Entre marzo y junio de 2019, los israelíes en el extranjero realizaron unos 2.8 millones de viajes y los visitantes que llegaron a Israel unos 1.7 millones.

Sorprendentemente, a pesar de la situación, menos israelíes informaron de que se sentían más deprimidos a causa del coronavirus.

Según la encuesta, el 16.2% de los israelíes dijeron que se sintieron deprimidos durante la crisis y sus secuelas inmediatas, en comparación con el 24.2% en el mismo período en 2019.

Finalmente, la crisis del coronavirus, al menos la primera ola, aumentó la confianza del público en el gobierno.

En 2019, sólo el 41.2% expresó confianza en sus líderes, en comparación con más del 40% este año – específicamente, el 45.5% durante el período de cierre y el 42.4% inmediatamente después.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni