-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

" Piensa bien y estará bien "   

La colección de litografías sionistas de Salvador Dalí

Con motivo del vigésimo aniversario de la creación del Estado de Israel, Dalí presentó una serie de 25 litografías llamadas “Aliyah: El Renacimiento de Israel”. Dentro de la exhibición, Dalí relata a través del arte, la historia de la diáspora judía y el regreso de los israelitas a su tierra. Dalí fue calificado como loco, de mente privilegiada, surrealista, genial; sin embargo, muy pocos saben que Dalí era sionista también. Dalí conocía bien la historia del pueblo judío y su lucha milenaria. Desde los tiempos ancestrales, pasando por el Holocausto y la creación del Estado de Israel y como una forma de demostrarle su cariño, pintó 25 litografías sobre la historia judía.

Dalí logró captar la magia que presenta el judaísmo, inmortalizándola a través del surrealismo y su arte. Desde situaciones bíblicas, momentos de relevancia histórica judía, algunos Salmos y conceptos judaicos por los que ha pasado el pueblo de Israel, el inigualable artista relata la historia del pueblo judío a través del arte.

Este regalo que Dalí le hizo al Estado de Israel en honor a su vigésimo aniversario, tiene un costo de $60 millones de dólares y se titula: “Aliyah: El Renacimiento de Israel”.

Las imágenes, hechas en técnica mixta, fueron publicadas como reproducciones en un libro cuyo prólogo le pertenece a David Ben Gurión, el célebre líder judío. Las obras de Dalí sobre el Holocausto y la emigración del pueblo judío a la Tierra Prometida, sensibilizan, conmueven y para el ojo agudo de un corazón sensible sobre la angustia humana por un lado y la locura de la destrucción por otro. En el “Muro de los Lamentos”, por ejemplo, todos los orantes están de espaldas al observador, pero con todo, éste puede mirar (sin ver) los rostros angustiados, pero esperanzados; las miradas suplicantes al “Unico y Eterno” Dios de Israel.

¿Cómo no emocionarse ante esos “rostros sin rostros” que penden de los alambres de púas de los campos de exterminio? Los seres humanos allí han perdido su identidad, su yo y su nombre. Lo han perdido todo, hasta sus seres amados, y sólo son entes marcados por un número. Dalí lo siente, lo percibe, y lo refleja de una manera que sólo puede ser reflejada por un genio. En su pintura flota la angustia, la soledad y la eterna pregunta ante la adversidad entre todas las adversidades: ¿por qué?

En el resto de las obras expresa la esperanza y la lucha el renacimiento de la patria ancestral, incluyendo una con la figura del propio David Ben Gurion.

Articulo extraído de la pagina de Facebook “PERSONALIDADES JUDÍAS DE TODOS LOS TIEMPOS”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni