Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

Incendios forestales: “Ni los ríos ni los animales conocen de límites políticos”

Los incendios forestales azotan hoy a varias regiones de la Argentina y también en Estados Unidos. Inti Bonomo es el responsable de la Licenciatura de Gestión Ambiental de la UADE y se refirió, en diálogo con Radio Jai, a la situación en que se encuentran esas zonas y analizó las posibles causas de este desastre ecológico.

Bonomo explica que por un lado hay una sequía muy prolongada e intensa, que tiene que ver con que estamos en un año particularmente seco, pero que también está vinculado con el cambio climático que aumenta la frecuencia y la intensidad de la sequía, por lo que esta “rareza”, es un cambio que se va a ir prolongando y acrecentando. Por otro lado, frente a esta nueva normalidad o “anormalidad” climática, se están llevando a cabo, lo que considera, malas prácticas en algunos casos y en otros, cuestiones intencionales.

Hay dos zonas con grandes incendios, precisa el especialista: Una en el Delta del Paraná, los humedales; y en el centro del país y un poco en el norte, masa boscosa. En los dos casos, se deben a malas prácticas. La baja del Paraná más la sequía, son algunas de las razones, pero también porque en Brasil, ante la sequía, usan más el agua y con eso cierran las compuertas de las distintas represas que hay río arriba, entonces llega menos agua para acá. Explica Bonomo que “ni los ríos ni los animales conocen de límites políticos”. Cada país los administra con un determinado criterio, como en este caso Brasil, y luego Argentina sufre las consecuencias, por eso es importante ver cómo se manejan estas cuestiones políticas.

La sequía, entonces es un factor, dice Bonomo, y por el otro lado está la mala práctica de limpiar los campos, y lo que se utiliza para ello, es hacer “quemas controladas”, método por el cual, se quema el material seco y se permite que rebrote el pasto nuevo para el verano y poder así alimentar el ganado, pero lo que ocurre es que esta práctica a veces se va de las manos y provoca este desastre; esto es lo que ocurre en los humedales, precisa. En el centro del país, la cuestión es algo distinta y es difícil identificar una práctica agropecuaria que justifique eso, hay algunas zonas que pueden ser agrícolas, pero lo que se observa es una intención de loteo para construir inmuebles en las laderas de las montañas.

Acerca de cómo encarar esta cuestión, y cuál es el rol del Estado frente a las prácticas, Bonomi afirmó que lo que hay que hacer es atacar el problema culturalmente a fin de que los productores entiendan que esas prácticas, frente al contexto climático, tienen un riesgo mayor al que tenía normalmente, y también dijo que el Estado en las regiones del centro y norte del país, tiene una Ley de Bosques, pero el problema es que esta ley no tiene tipificaciones penales, que se está trabajando en una reformulación, y lo que piden es que se agregue a la ley la punibilidad para quien la incumpla. En el Paraná, está en proyecto la Ley de Humedales – que fue ya presentado en dos oportunidades y no logra salir- a la que también piden incluirle la cuestión penal, lo que todavía está en discusión, porque una multa, en muchos casos, dicen, no sería una solución suficiente.

Respecto del riego por goteo y la posibilidad de implementarlo y de ese modo tal vez paliar los temas de sequías y evitar incendios, el especialista en Medio Ambiente declaró conocer el caso de Israel de cerca y lo consideró muy interesante; y pero destacó las diferencias entre los dos países con características naturales diferentes. Dijo que allí lo comenzaron con un desarrollo agrícola en kibutzim, de manera atomizada, con un trabajo artesanal que les permitió apuntar a la sintonía fina, y a ello le agregaron tecnología de última generación y de precisión, pero que, al tener allí recursos tan escasos, era la manera de hacerlo. “En la Argentina hay recursos de sobra, pero la ineficiencia al utilizarlos es muy grande. Se podría empezar a usarlos mejor”, expresó y aventuró que, en el caso del riego, se podría empezar a cultivar en unas áreas, donde hoy no se cultiva, pero que el problema es que no hay una distribución poblacional para que lo haga, que es difícil administrar esas pequeñas unidades productivas con esa tecnología y con ese nivel de detalle.

“En definitiva, el problema no sería implementar nuevas tecnologías, el problema es que no hay gente que esté dispuesta a cultivar la tierra de una manera sensata, sustentable”, sostuvo y agregó a modo de conclusión: “Es un desafío, a mí me encantaría, es una de las grandes políticas que deberíamos empezar a hacer”.

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni