Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

El ejército de Israel lanza un programa para acompañar a sobrevivientes de la Shoá durante la cuarentena

Cientos de integrantes de la aviación de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) aprovechan la actividad reducida por la crisis del coronavirus para fortalecer lazos con sobrevivientes del Holocausto.

La Operación Miriam, tal como fue llamada en honor a una sobreviviente de la Shoá, es un proyecto creado para conectar a combatientes de la Fuerza Aérea con las historias de los sobrevivientes, pero también con sus actualidades y la asistencia que necesitan muchas personas mayores en el contexto de la pandemia.

“Empezó como el deseo de hacer algo bueno durante el coronavirus, aportar a la sociedad desde otro lugar”, contó el General A., iniciador del proyecto que involucra a las FDI y cuenta con el apoyo de diversas organizaciones civiles que realizaron el nexo con los sobrevivientes.

Con cientos de voluntarios inscriptos, la propuesta es que una vez por semana los soldados se contacten por videoconferencia con sobrevivientes del Holocausto y les puedan brindar ayuda para comprar alimentos y medicamentos, además de servir como un soporte anímico durante esta etapa de aislamiento.

En la práctica, las conversaciones semanales terminan siendo mucho más frecuentes. “Para alguien como yo, de 27 años, hablar de la vida con una persona con tantas experiencias es un gran privilegio”, contó el soldado B., quien calificó a esta iniciativa como “una de las mejores cosas que me pasan en la semana”.

Del otro lado de la pantalla de B. está Avi Oren. Nació en 1941 en Hungría, soportó la vida de un campo de concentración en Austria y junto a los integrantes de su familia que sobrevivieron en 1949 emigraron a Nahariya, al norte de un Estado de Israel que recién se fundaba. Tiempo después fue integrante de la Fuerza Aérea y esa coincidencia es un disparador de conversación para B.: “Hablamos de aviones, la familia y la vida”, resume el soldado.

“El coronavirus es complicado porque tenemos mucho tiempo, pero nada en qué ocuparlo”, admite Avi, agradecido por este espacio de sociabilización con jóvenes israelíes. “Los sobrevivientes del Holocausto contribuyeron mucho al país y se merecen toda nuestra gratitud”, responde B. al respecto.

El comandante E., otro de los organizadores de esta iniciativa, se manifestó particularmente sorprendido por las repercusiones positivas que despertó el proyecto entre los soldados. “Recibimos mensajes y llamadas de voluntarios contando sus experiencias, contentos con estas conversaciones inspiradoras que los fortalecen”, asegura.

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni