Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

“Lamentablemente lo que dicen los epidemiólogos no es muy auspicioso”

Gustavo Mesch, Rector de la Universidad de Haifa, arribó a Israel luego de haber hecho una escala en Roma, por lo cual se encuentra en “cuarentena”, respetando el pedido del gobierno tras la gran cantidad de casos de Coronavirus que están manifestándose en todo el mundo.

“En estos momentos nos hallamos en un proceso de intensificación de medidas cotidianas, cada vez hay más medidas, y la evaluación de los epidemiólgos es que se trata de un virus muy violento con un alto porcentaje de fatalidad” informó.

Entre esas medidas, se encuentran la prohibición de congregación de más de cien personas, lo que significa por ejemplo que el teatro Habima y el teatro Cameri, los teatros nacionales, hayan comunicado que las funciones están suspendidas. Casi no hay vuelos y toda persona que ingresa a Israel, debe permanecer 14 días en cuarentena.

Las universidades paulatinamente están sumando más clases a distancia, en especial para los cursos numerosos. “En Haifa pasamos a distancia los cursos de más de cien alumnos”, dijo.

“Estamos en una situación de incertidumbre, cuando todos los días se toman muchas medidas. Yo personalmente, desde hace doce días que estoy en cuarentena y estoy trabajando desde mi casa por medio de la tecnología”.

Acerca de cómo se organizan otros niveles de la Educación, frente a posibles contagios y de que si está pensado algo al respecto, Mesch afirmó que se están pensando en medidas a tomar. “No sería problema impartir las clases a distancia, el problema es quién se quedaría con los chicos en casa”.

Además de los problemas de salud, surgen otros muy importantes que tienen que ver con el impacto económico que la propagación del coronavirus está provocando.

Muchos rubros se encuentran muy perjudicados y se están mandando licencia sin sueldo a sus empleados. Por eso, sería difícil que alguien faltara al trabajo para cuidar a sus hijos, sería un riesgo, por lo tanto la situación es muy complicada.

Se habla de resolver el tema de las escuelas, pero todavía lejos de esta decisión. Se va a hacer todo lo posible para que se pueda llegar a Pesaj sin cambios py de ese modo, esto no tenga una influencia tan fuerte en los padres y en la economía.

Sobre el transporte público, explicó que ya hay una ordenanza del Ministerio de Transporte por la cual, los pasajeros no deben ocupar las dos primeras filas del ómnibus para preservar al conductor. En el servicio de trenes desde el aeropuerto, varios se cancelaron porque hay empleados que entraron en cuarentena. Pero que en general, el transporte funciona normalmente.

Frente a lo que se debería hacer en la Argentina, donde hoy se registran ya 21 casos y que aún estamos en verano, Mesch fue contundente: “Hay que prepararse con programas claros de intervención y pasos a tomar. La programación de una crisis es muy importante, y teniendo en cuenta que ya esto ya está pasando en otros países y que es muy fuerte, es importante programarse”.

Lo primero que hay que hacer es contener la entrada del virus: Hay que extremar las medidas en los aeropuertos, controlar temperatura a quienes ingresan, averiguar de dónde vienen.

El segundo asunto, es que la mayoría de los países toma medidas para proteger el sistema de salud, pero el problema más importante es que el número que requerirá de asistencia por la enfermedad, será muy grande -explicó Mesch- y los hospitales no tienen suficientes equipos para proveer asistencia. Indicó sobre la conveniencia de comprar equipos y entrenar a los profesionales de la salud. Todo lo necesario para los análisis de detección. Tener presente de que va a llegar y que es muy contagioso. Todos tienen que prepararse, diseñar planes en situación de crisis.

“Lamentablemente lo que dicen los epidemiólogos no es muy auspicioso”, dijo. El corononavirus va a estar muchos meses, incluso en el verano, (lo cual me sorprendió) porque es una nueva enfermedad que no tiene que ver con ninguna otra conocida, que va a llevar tiempo y que además de constituir un peligro de salud, el daño será económico, en especial para esas economías ya afectadas.

Son muchas las empresas de turismo, de espectáculos, de rubros relacionados, que se verán afectados, porque esta crisis va a provocar una alta tasa de desempleados, lo que hará muy difícil la situación.

“Hoy estoy cursando el día doce de mi cuarentena, ahora estoy tranquilo porque estoy sano, pero quién sabe cuando salga de ella, cuando ya no esté protegido y alguien me contagie”, se preguntó.

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni