Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

Boicot de la Autoridad Palestina al plan de paz

El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas, rechazó firmemente el plan de la administración Trump para resolver el conflicto israelí-palestino, calificándolo como “la bofetada del siglo”.

Abbas abordó el plan en un discurso ante líderes palestinos de alto rango, incluidos representantes de los grupos terroristas Hamás y Jihad Islámica, en la sede presidencial de la AP en Ramallah.

“Decimos mil veces: No, no y no al ‘acuerdo del siglo'”, dijo Abbas, y agregó que el plan de Estados Unidos “no se cumplirá” y que “nuestra gente lo enviará a los cubos de basura de la historia”. “Acabamos de escuchar al presidente Trump y al primer ministro israelí Netanyahu hablando sobre la bofetada del siglo. Si Dios quiere, los atacaremos con bofetadas ”, dijo.

Abbas habló aproximadamente una hora y media después de que el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, hiciera público el plan junto con el primer ministro Benjamin Netanyahu en la Casa Blanca.

Modificando la tendencia de las administraciones estadounidenses anteriores, el plan prevé la creación de un estado palestino en aproximadamente el 70% de Judea y Samaria, un pequeño puñado de vecindarios en Jerusalem Este, la mayor parte de la Franja de Gaza y algunas áreas del sur de Israel a condición de que los palestinos reconozcan Israel como estado judío y que Hamás junto a los otros grupos terroristas en la Franja de Gaza se desarmen.

El plan también exige la no intromisión de la AP en el proceso de anexión de asentamientos por parte de Israel, otorgue la soberanía del estado judío sobre el valle del Jordán y anule el control de seguridad al oeste del río Jordán, y prohíba a los palestinos ingresar a Israel en condición de como refugiados.

Abbas aseveró: “Jerusalem no está a la venta”, y los “derechos del pueblo palestino no están a la venta o el trueque”.

“¿Aceptaremos un estado sin Jerusalem? Es imposible para cualquier niño palestino, árabe, musulmán o cristiano aceptar eso”, dijo.

Los palestinos han exigido durante mucho tiempo el establecimiento de un estado palestino independiente y soberano a lo largo de las líneas de 1967 con Jerusalem Este como su capital.

El plan describe una capital palestina en vecindarios de Jerusalem, Judea y Samaria situados al lado de la barrera de seguridad actualmente adyacente a áreas bajo control palestino total o parcial.

Abbas agregó que los palestinos “están comprometidos con la lucha contra el terrorismo, pero el mundo debe entender que esta gente merece una vida”.

“Le decimos al mundo: no somos un pueblo terrorista y nunca seremos uno”, dijo.

Desde finales de 2017, la administración Trump ha realizado varios movimientos que los palestinos consideran ofensivos: Reconocer a Jerusalem como la capital de Israel, trasladar la embajada de EE. UU. De Tel Aviv a Jerusalem, etc. En respuesta, los palestinos cortaron los lazos con la Casa Blanca y el Departamento de Estado de los Estados Unidos, pero continuaron comunicándose con los funcionarios vinculados a la seguridad.

El Consejo Central Palestino y el Consejo Nacional Palestino, los principales órganos de la OLP, emitieron una serie de recomendaciones en 2018 y 2019, incluidas las llamadas para poner fin a la cooperación de seguridad con Israel.

Abbas no aclaró qué medidas explícitas tomarían los palestinos, o si eliminarían los acuerdos con Israel o pondrían fin a la coordinación de seguridad entre las fuerzas de seguridad israelíes y palestinas.

Los palestinos con frecuencia han amenazado con incumplir los acuerdos con Israel en respuesta a desacuerdos anteriores, pero aún no han llevado a cabo ninguna de estas acciones.

Hamas y la Jihad Islámica también rechazaron rápidamente el plan el martes. Muchos palestinos protestaron alrededor de la Franja de Gaza, Judea y Samaria, y la embajada de EE. UU. debió emitir una advertencia de viaje sobre posibles ataques terroristas.

En algunos lugares, los palestinos se enfrentaron con las fuerzas de seguridad israelíes y prendieron fuego a los neumáticos.

Antes de que Trump hablara el martes, Abbas realizó una rara llamada telefónica con el jefe de Hamás, Ismail Haniyeh, en la que abogaron por que los palestinos se unan para “confrontar” el plan, informó el sitio oficial de noticias de la AP, Wafa. La facción Fatah a la que pertenece Abbas ha estado en desacuerdo con Hamás durante más de una década.

Reproduccion autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni