-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

Radio Jai, Donaciones recibidas durante Octubre - En memoria de Mauricio Hatchwell Toledano Z.L U$2000 - A la memoria de Ursula Heyman Z.L U$120 - Rabbi Alberto Zeilicovich Temple Beth Sholom U$500 - Anónimo U$180 - Ester y Darío Pardo U$100 - Familia Roisentul U$100 - Eugenio Guzman U$10 - Anónimo U$360 - Si por algún motivo su aporte no aparece publicado por favor envíenos un mail a [email protected] - Gracias por su donación, la misma es imprescindibles para sostener nuestra tarea - Rabino Marcelo Kormis U$500 - En memoria del Juez Simón Kupchik Z.L, Simja leíble Ben Asher Zelig Z.L, Fanny Shajris de Spak, Feiga bat Guershon Z.l. y Kowa Spak, Yaacov ben Leizer Z.L U$240 -

Mientras algunos critican la nueva carretera, israelíes y árabes elogian su construcción

La tormenta de fuego de las acusaciones siguió a la apertura de un nuevo tramo de 5 kilómetros (3.1 millas) de la carretera hacia el Este de Jerusalem, que contiene carriles separados para el tráfico de ciudadanos israelíes y no ciudadanos divididos por un muro de concreto con una cerca en la parte superior.

Sin embargo, los automovilistas y los funcionarios israelíes están elogiando la nueva carretera de circunvalación del este, la Ruta 4370, que evita una entrada sobrecargada a Jerusalem, como un cambio de juego que ya está aliviando los atascos recurrentes y enloquecedores en el área.

Líderes judíos y árabes participaron en una ceremonia de inauguración a principios de este mes lanzando el tránsito a la nueva carretera.

En respuesta a las acusaciones desenfrenadas de que el camino segregado representa una forma de apartheid, Rachel Greenspan, asesora principal de asuntos exteriores y medios de comunicación del alcalde de Jerusalem, Moshe Lion, dijo que “este camino representa exactamente lo contrario al apartheid, al aliviar la congestión y el movimiento para los residentes árabes de la ciudad, especialmente aquellos en el campamento de Shuafat y en Issawiyya”.

Añadió que “este camino permitirá a los residentes árabes y judíos moverse por toda la ciudad de manera más eficiente, mejorando la vida cotidiana de todos”.

Uno de los asistentes a la ceremonia de corte de inauguración de la nueva carretera fue Akram Abdel-Rachman, un líder empresarial retirado de la comunidad árabe de Jerusalem y residente del barrio sur de la ciudad de Sharafat.

Cuando se le preguntó por qué respaldó la nueva ruta mientras otros, incluido el liderazgo de la Autoridad Palestina, lo criticaron, Abdel-Rachman dijo que apoya “cualquier proyecto que facilite la vida de los residentes en el área. Es una bendición”. Explicó que “hoy, muchas familias tienen varios autos y hay mucho tráfico en el área, ¿qué diferencia hace la religión?”

Añadió: “No somos políticos; solo queremos tranquilidad aquí, y la capacidad de ganarse la vida. No miramos la política; solo queremos servicios como todos los residentes aquí”.

Además de Lion, se unieron a Abdel-Rachman y el mukhtar, o líder espiritual musulmán, de la ciudad vecina de Anata; el ministro de transporte, Yisrael Katz y el ministro de seguridad interna, Gilad Erdan, quien específicamente quiso mostrar su aprobación y apreciación del proyecto.

A pesar del apoyo al nuevo camino de los líderes árabes locales, son las imágenes de los nuevos caminos paralelos separados por una barrera que ha provocado la ira de los medios internacionales y otros partidos que buscan deslegitimar la presencia del Estado judío en las provincias disputadas de Judea y Samaria.

Otros ven el movimiento como simplemente un acaparamiento de tierras por parte de Israel en Judea y Samaria.

Al escribir en el diario Haaretz de izquierda , Shaul Arieli, considerado uno de los principales expertos de Israel en la demarcación de la futura frontera israelí-palestina, dijo que si bien la nueva ruta podría, de hecho, facilitar el tiempo de viaje para los palestinos, cree que Israel tuvo un motivo ulterior para construirlo, a saber, “para allanar el camino para la construcción del barrio Mevasseret Adumim, también conocido como E1, que se planeó para crear un continuo de construcción judía entre Ma’aleh Adumim y la capital -Jerusalem-“.

En última instancia, Arieli cree que el nuevo pasaje es otro intento de “la política del Gobierno de Netanyahu de impulsar la anexión” de partes de Judea y Samaria.

La apertura de la Ruta 4370 representa la finalización de la etapa inicial de un importante proyecto de transporte en el área del norte de Jerusalem, en beneficio tanto de judíos como de árabes, que hasta ahora ha costado alrededor de 30 millones de NIS (algo más de $ 8.1 millones).

Israel a menudo ha sido criticado por desarrollar acuerdos de transporte para judíos y árabes, ya sean compartidos o separados. Los palestinos tienen sus propios autobuses y taxis que prestan servicios a sus aldeas, incluso dentro del territorio controlado por Israel, mientras que las compañías de autobuses especiales que incluyen a Egged principalmente sirven a judíos. Cuando se desarrollan sistemas segregados, a menudo se acusa a Israel de apartheid.

Fuente: Israel noticias

Helueni