Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

Un prisionero palestino fue honrado por sacar esperma de contrabando de una cárcel israelí

En febrero del corriente año, Fahmi Mashahreh, quien está cumpliendo 20 cadenas perpetuas en una prisión israelí, fue elogiado por la Autoridad Palestina por sacar de contrabando su esperma de la prisión, terminar una matrícula y una maestría en administración de empresas y recibir una licencia para recitar el Corán e incluso publicar un libro, todo durante su sentencia. Mashahreh estuvo involucrado en un atentado con bomba en un autobús en 2002 en Jerusalem que mató a 19 personas e hirió a otras 74.

“El prisionero Fahmi Mashahreh fue arrestado durante la Intifada de Al-Aqsa y hoy es padre de cuatro hijos. Logró la alegría del nacimiento de dos de ellos desde dentro de la prisión mediante el contrabando de esperma. Se convirtió en el padre del primer ‘embajador de la libertad’ en la tierra de Jerusalem dejando al carcelero perplejo, derrotado y humillado”, anunció con orgullo un presentador del programa de televisión de la Autoridad Palestina, Good Morning Jerusalem, el 19 de febrero de 2021, según fuentes.

Asimismo, el reportero continuó, “Fahmi logró obtener un certificado de matriculación y una maestría en administración de empresas y administración de instituciones. Y, además, obtuvo una licencia en recitación del Corán  y su mayor logro es la publicación de un libro”.

No sólo Mashahreh contrabandeó ilegalmente su esperma de la prisión. La educación superior para los prisioneros de seguridad israelíes también fue prohibida en 2011. Ocurrió después de que el tribunal decidió que los asesinos convictos en las prisiones del país estaban recibiendo beneficios mientras rehenes como Gilad Shalit sufrían. Aunque las autoridades de la prisión Israel supone que los títulos podrían ser una herramienta de ‘rehabilitación’ terroristas sin educación, muchos terroristas aprovecharon esa oportunidad. Los que nunca recibieron una educación superior, vieron la oportunidad de aprender como la motivación para cometer ataques terroristas y ser educados “héroes”.

A pesar de la ley contra la educación superior, la Autoridad Palestina ha estado ofreciendo títulos gratuitos a terroristas encarcelados. Lo hicieron como recompensa por su heroísmo, a través de la Universidad Abierta Al-Quds. La universidad ofrece estudios de licenciatura y maestría a los presos. Es financiado íntegramente por la Autoridad Palestina, que se llevan a cabo desde las cárceles.

“Enviamos todas las bendiciones a nuestros prisioneros, que son verdaderamente una corona de honor sobre nuestras cabezas. Este programa de estudios es un desafío dentro de las prisiones israelíes. En la Universidad Abierta de Al-Quds hemos comenzado la práctica y programa fijo en 5 prisiones. Ellas son Rimon, Ketziot, Gilboa, Nafha y Shikma”, señaló el presidente de la universidad para Acompañar Asuntos Estudiantiles, Mohamed Shahin.

También, los atractivos anuncios en los medios de comunicación de la Autoridad Palestina se jactaban: “Los padres ven la prisión como una carrera para sus hijos terroristas, hasta llegar a un doctorado”. “Los terroristas palestinos encarcelados, incluidos los asesinos, reciben estudios universitarios gratuitos en las cárceles israelíes, generosamente financiados por los palestinos, y en cooperación con universidades palestinas e incluso con la UNESCO”
Las citas y el contenido anterior los tradujo Palestina Media Watch. Esta última, monitorea y traduce información en plataformas de medios palestinos que buscan exaltar el terrorismo.

Por GS/RJ

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN

1 Comentario

  • Sniper53
    Sniper53

    Es inconcebible que a un asesino convicto por la muerte de 19 personas, y que dejó otras 74 heridas de diversa consideración, se le concedan derechos de expansión, estudio, y de reunión con terceros a través de los cuales burlar a propias autoridades penales.
    El debió morir al momento de su captura, aunque quedara como un “mártir”… pero si así no ocurrió, tras ser declarado culpable debió terminar dentro de una celda aislada de 2×2 metros y sin ventana alguna al exterior hasta el fin de sus días.
    Esperemos que ésta experiencia le enseñe a las autoridades judiciales israelíes a ser menos condescendientes con personajes como éste.

    Responder
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni