Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

“¿Qué se ha decidido negociar específicamente con Vladimir Putin?

La llegada de la vacuna Sputnik V a la Argentina, sin dudas, revitalizó la relación entre Rusia y nuestro país, lo que provocó una serie de especulaciones en el orden geopolítico, porque en un intercambio entre países, más allá de lo puramente comercial, se juegan otras cuestiones.

El ingeniero aeronáutico Ricardo Runza, Master en Dirección de Empresas y Magister en Defensa Nacional, escribió una carta en la sección “Cartas al país” del diario Clarín. En ella aparece una pregunta, que parece ser el eje de la nota: “¿Qué se ha decidido negociar específicamente con Vladimir Putin?”.

Runza , en dialogó en Radio Jai dio su punto de vista sobre el tema. Primeramente, señalo como antecedente el caso chino, y el establecimiento de bases militares en nuestro país. Dijo que es una base paramilitar, una empresa que es subsidiaria del Ejército Chino en particular, en el que todo su personal es militar; y que, en cuanto a la base rusa, no hay especificaciones, pero lo que sí se sabe es que hay intenciones, y que Rusia ambiciona tener una base similar.

El ingeniero, en la carta de Clarín se preguntaba qué era lo que Argentina iría a negociar geopolíticamente con Rusia, porque tiene muy poco para ofrecer y que Rusia tiene mucho para pedir a la Argentina. Explicó que en esas bases se hace telemetría, que es el control de aquellos vectores que están en el espacio. Y agregó que, en el caso chino -y en lo que los rusos podrían tener interés- es que el hemisferio sur tuviera una base que permita el monitoreo de aquellos vectores que vayan al espacio ulterior, pero que también sirven para el uso militar, para el posicionamiento del sistema de satélite y lo más importante -enfatizó- para el sistema antisatélite. Estas bases son varias, distribuidas en distintos puntos del planeta, que permiten hacer el comando, la telemetría y el control desde distintas posiciones del globo terráqueo.

El Cono Sur siempre permaneció al margen de estos planteos, y sobre eso, el ingeniero Runza señaló que, en el caso chino, dos presidentes avalaron este hecho, tanto Cristina Fernández de Kirchner como Mauricio Macri. Indicó que el peligro es que, además de la base china, se le agregue la rusa, y que esto está relacionado con Malvinas, porque allí hay una base británica, que es una base OTAN, y que ya con la base china y la posibilidad de una rusa, lo que se hace, es darle un valor estratégico a esa base en Malvinas y que “razón por la cual se hace todo lo contrario a lo que se proclama: En vez de promover acciones que tiendan a lograr el desinterés del Reino Unido en el Atlántico Sur, se profundiza el interés en países donde tienen conflictos”.

Otro punto señalado en la carta, es el del posible uso manejo ruso en la hidrovía, gran puerta de entrada y salida de las comodities agropecuarias, tanto de la Argentina, como de Paraguay, Bolivia y del Matto Groso; y lo que allí dice, es que la Argentina se encuentra en una mala situación financiera y de debilidad muy grande, razón por la cual, es imprudente plantearse cualquier negociación geopolítica, porque la única posición de la Argentina es de debilidad, no tiene mucho para ofrecer, no se encuentra en el centro de los intereses en pugna, se encuentra en un área periférica, y lo que tiene para ofrecer es muy poco.

Sobre la posible compra de la Argentina a China de material bélico, que significaría, además de un negocio millonario, un vínculo estratégico muy fuerte con los chinos, Runza declaró que la Argentina es un país que no es confiable para ningún aliado, que eso lo demuestra la historia desde 1914 hasta el presente y que también quedó demostrado en las dos guerras mundiales; y por ello, la compra de ningún armamento hace a nuestro país confiable en lo absoluto, y manifestó que todas son alianzas transitorias y que la compra de material chino sería un punto de vulnerabilidad muy fuerte porque todas las alianzas de nuestros distintos gobiernos, de un Estado que parece no tener continuidad, son alianzas transitorias; y que la compra de material chino sería un punto de vulnerabilidad fuerte porque la relación que tiene la Argentina con China es de debilidad -insistió- ya que el país asiático es nuestro principal comprador, y que, en definitiva son los que pueden pagar nuestra deuda . “Y si a esa situación de debilidad, le sumáramos la compra de material chino, aumentaría más esa debilidad, sería una subordinación al régimen chino”.

Runza señaló el peligro que significa esto a futuro y que, el problema que tenemos por delante, es que dos gobiernos de distinto signo político, nunca mostraron oposición a esta alianza con China, “ni el gobierno de Cristina que tuvo una política muy activa de acercamiento y subordinación, hasta el gobierno de Mauricio Macri, quien también tuvo una política de subordinación encabezada por su embajador Guelar. Y agregó que lo que lo que informó el periodista Nicolás Wiñazki sobre la aspiración de Rusia de tener una base de telemetría y control en la Argentina, se basa en un protocolo que fue firmado el 8 de octubre de 2019, durante el gobierno de Mauricio Macri y que se puso en vigor en diciembre de 2020, un día antes de que el avión de Aerolíneas Argentinas, saliera a Rusia a buscar las primeras 300 mil dosis de la vacuna Sputnik V.

Por CL/RJ
Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni