Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

AMIA y la Asociación de Familiares de Desaparecidos Judíos recordaron a las víctimas de la última dictadura militar

De manera virtual y con una convocatoria que superó las 1.000 personas conectadas, AMIA y la Asociación de Familiares de Desaparecidos Judíos realizaron, el miércoles 18 de noviembre, el decimoséptimo acto de homenaje a las víctimas judías de la última dictadura militar que sufrió la Argentina.

Con la actuación especial de los artistas León Gieco, Ligia Piro y Víctor Heredia, la recordación contó con un mensaje especial del mandatario argentino Alberto Fernández, y con las palabras del titular de AMIA Ariel Eichbaum.

“Fue Sara quien me pidió que me sume a este encuentro virtual”, expresó el presidente de la Nación en el comienzo de su intervención. “Sara fue una víctima del nazismo, una polaca que terminó en Auschwitz, que finalmente se fue de su patria y llegó a Formosa” relató el mandatario para referirse a la historia de Sara Rus y su hijo Daniel, desaparecido durante la última dictadura militar.

La historia de Sara y de Daniel tienen un común denominador: los dos fueron víctimas del terror proveniente del Estado. “Es impresionante la fortaleza de Sara, porque el día que su hijo fue secuestrado, ella lo lloró cada día que pasó, pero nunca bajó los brazos, se sumó a las Madres de Plaza de Mayo y siguió pidiendo por su hijo día a día”, expresó Fernández.

Se estima que entre 1976 y 1983 desaparecieron en la Argentina 1.900 personas de origen judío. “Somos un pueblo que ha sufrido distintos tipos de persecuciones a lo largo de milenios, de injusticias en distintos países del mundo, en distintas latitudes, en distintas épocas de la historia”, manifestó a su turno el presidente de AMIA. “Esto nos da una cabal compresión de sufrimiento. Y de sufrimiento por partida doble en el caso de quienes han padecido las torturas, las degradaciones, los agravios como miembros de la comunidad judía que además fueron perseguidos injustamente por su manera de pensar”, remarcó.

Este año, en nombre de la Asociación de Familiares de Desaparecidos Judíos fue Daniel Tarnopolsky el encargado de compartir su mensaje. “Personalmente perdí a mi madre Blanca, a mi padre Hugo, a mi hermano Sergio de 21 años, a su mujer Laura, también de 21 años, y a mi hermana Betina que tenía solamente 15 años. Todos fueron secuestrados en 1976 y asesinados en el Centro de Exterminio de la ESMA”, relató Tarnopolsky.
“Nuestros desaparecidos a quienes específicamente recordamos hoy, eran de origen judío. Con mayor o menor compromiso social o religioso, pero judíos al fin”, continuó. “La represión en Argentina no tuvo límites de etnia o religión. Todas las comunidades fueron atacadas pero la judía sufrió de manera excepcional lo que se puede observar por la cantidad y porcentaje de víctimas”, señaló.

Con la conducción de Ariel Cohen Imach, director del área de Educación de AMIA, y de la periodista Daiana German Rieber, en representación de Asociación de Familiares de Desaparecidos Judíos, la recordación “buscó una vez más renovar la condena a los crímenes de lesa humanidad cometidos, y compartir un ejercicio de memoria colectiva para reforzar el compromiso con la verdad y la justicia, y fomentar en las nuevas generaciones el valor de la memoria y la defensa de los derechos humanos”, aseguraron los organizadores.

En el homenaje que se transmitió desde el canal de YouTube de la institución (AMIAonline) se repasaron además las diferentes iniciativas que desde AMIA se realizan a lo largo del año para recordar a los desaparecidos judíos y preservar su legado.

Entre los momentos más emotivos de la recordación se destacaron las presentaciones artísticas de León Gieco, quien cantó el tema “La cigarra”, de María Elena Walsh; de Ligia Piro quien junto con el maestro Luis Gurevich interpretó “Una palabra”, y de Víctor Heredia, que junto a un grupo de jóvenes entonó la ya clásica canción “Sobreviviendo”.

Fuente: AMIA.

4 Comments

  • Isabel Socolovsky
    Isabel Socolovsky

    me da verguenza que no se recuerde tambien a los desaparecidos no judios . No es una mezquindad?

    Responder
  • Jorge Rubnicius
    Jorge Rubnicius

    Isabel creo que Ud. sabe poco de los padecimientos de los argentinos de origen judío que padecimos en este país desde 1945 a la fecha. La persecución comenzó en aquellos años y siempre fuimos ignorados por la Asociación de Madres y De Abuelas (Bonafini y Carlotto) y del CELS que jamás levantaron sus voces para defender o recordar a los judíos. Por el contrario politizaron esas organizaciones que ahora se dedican a apoyar a Hezbollah y a países que apoyan a terroristas asesinos del pueblo judío.
    Acaso Ud. escuchó alguna palabra de apoyo a Nisman Z`L, o alguna recordación a las víctimas de la barbarie contra la Embajada (1992) o AMIA (1994).¿ Escuchó los discursos del diputado Tailhade (PJ) contra Israel o de un diputado Juan Carlos Giordano del FpV contra la visita de Netanyahu al país ?. En mi caso no hubiese invitado ni al Presidente A.F. Atentamente, Jorge.

    Responder
  • Jorge Rubnicius
    Jorge Rubnicius

    Perdón Isabel, me olvidé de contarle que conozco personalmente al señor Daniel Tarnopolsky antes de que tuviese que refugiarse en Francia despues de la masacre, fue el único sobreviviente. Su padre y otros judíos
    poseían una empresa química, los conocí a todos y tuve excelente trato. Atentamente, Jorge.

    Responder
  • Irene Goldfarb

    Isabel,es extraño que no conozcas el calvario que vivieron los judìos argentinos durante la dictadura.Sin restar gravedad a lo padecido por todos los argentinos secuestrados,torturados y asesinados ,en esos dìas,no olvidemos que el ensañamiento con los detenidos judìos fuè màs grave,por su sola condiciòn de ser judìos.Familias enteras fueron desaparecidas y exterminadas.

    Responder
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni