Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

El Estado Islámico se adjudicó el atentado contra diplomáticos europeos en Arabia Saudita

El grupo Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés) se atribuyó este jueves la responsabilidad de la explosión de una bomba que golpeó una conmemoración de la Primera Guerra Mundial en un cementerio no musulmán en Arabia Saudita que hirió a dos personas.

Un comunicado del grupo yihadista en sus canales de Telegram dijo que los combatientes del ISIS “colocaron un artefacto explosivo en el cementerio de la ciudad de Yeda ayer (miércoles)”, donde se reunieron diplomáticos europeos.

Los hechos ocurrieron en la ceremonia conmemorativa anual que se celebraba en el cementerio para no musulmanes de Jeddah organizada por los consulados de varios países, donde un artefacto explosivo fue lanzado contra los participantes, según un comunicado emitido por la embajada francesa en Arabia Saudí.

La bomba provocó el pánico al explotar mientras el cónsul francés pronunciaba un discurso en la ceremonia, según la testigo Nadia Chaaya.

“Al final del discurso escuchamos una explosión. Al principio no la entendimos del todo, pero luego nos dimos cuenta de que éramos el objetivo”, dijo Chaaya a la cadena francesa BFMTV.

Diplomáticos de Francia, Grecia, Italia, Gran Bretaña y Estados Unidos participaron en la conmemoración del Día del Armisticio en la ciudad portuaria del Mar Rojo, según un comunicado conjunto de sus embajadas que condenó el “ataque cobarde”.

Un empleado del consulado griego y un miembro de seguridad saudí resultaron heridos leves en un ataque.

Se trató del segundo ataque en Yeda en dos semanas que tiene como objetivo el cuerpo diplomático europeo.

El pasado 29 de octubre un hombre acuchilló con un objeto punzante a un guarda de seguridad del consulado francés en la ciudad, que resultó herido leve. Ese ataque no fue reivindicado por ningún grupo.

Ambos ataques se han producido en medio de un boicot lanzado hace más de dos semanas contra Francia desde el mundo musulmán después de que el presidente francés, Emmanuel Macron, hiciera una defensa de la libertad de expresión a raíz del asesinato de Samuel Paty, un profesor de secundaria que las había mostrado en una de sus clases caricaturas del profeta Mahoma.

El ataque se produjo a tan solo diez días de que Arabia Saudí presida la cumbre del G20, que se celebrará virtualmente por la pandemia de la covid-19.

Por DF/RJ
Con información de Infobae.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni