Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

La negativa ultraortodoxa a respetar la cuarentena

Cientos de escuelas primarias ultraortodoxas en Israel reiniciaron sus actividades el domingo por la mañana a pesar de las restricciones gubernamentales aún vigentes que lo prohíben. Esta negativa a seguir la ley es apoyada por figuras religiosas, así como por acusaciones contra el primer ministro Benjamín Netanyahu que alegan que está atacando a la comunidad ultraortodoxa (porción de la población más afectada por el coronavirus) injustamente.

La gran mayoría de los miles estudiantes que asistieron ilegalmente a sus escuelas viven en las zonas “rojas” (donde se detectan las tasas más altas de infección), por lo que representan un verdadero riesgo de perpetuación de la transmisión del virus.

Esta decisión contra las regulaciones del gobierno es sostenida por la recomendación de Jaim Kanievsky, uno de los principales rabinos de la comunidad ultraortodoxa lituana no jasídica en Israel. Kanievsky instó a las escuelas del grupo Haredí Talmud Toráh a abrir sus puertas cumpliendo las medidas de distanciamiento social y un número limitado de alumnos por aula, pero transgrediendo la ley de igual modo.

Además, la negativa de un sector de la población ultraortodoxa de seguir las regulaciones impuestas, sucede tras que Netanyahu el sábado por la noche les pidiera explícitamente que se atuviesen a la ley, no abriendo las escuelas: “La Torá santifica la vida y [hacer] esto pone en peligro la vida”. Una advertencia similar fue dada por el líder de la comisión de coronavirus, Ronni Gamzu: “Abrir el sistema educativo violando las regulaciones es peligroso y contra la ley”.

Las advertencias no fueron suficientes. La policía de Israel informó que tres directores de instituciones educativas en Modiin Illit y Beitar Illit fueron multados por 5.000 shekels cada uno, por abrir ilegalmente sus escuelas. Otro reporte de la policía explica que se tuvo re rescatar a un grupo de periodistas que fueron atacados con piedras y huevos por filmar las escuelas abiertas.

Por otra parte, la comunidad ultraortodoxa, cada vez más descontenta con las regulaciones del gobierno se ha acercado al movimiento Black Flag (que lidera las protestas contra Netanyahu pidiendo su renuncia). Shlomo Klein, un habitante de Bnei Barak declaró: “Es hora de que la comunidad ultraortodoxa expulse a Netanyahu del liderazgo porque lo protegemos durante años y él nos está apuntando… Todos los cierres están siempre sobre los ultraortodoxos, todas las definiciones de ciudades ‘rojas’ y ‘verdes’ están dirigidas contra los haredim”.

Por TP/RJ
Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN

1 Comentario

  • Mario Slatopollsky
    Mario Slatopollsky

    Dejen de financiar a las escuelas religiosas, que no cumplen con las indicaciones sanitarias.

    Responder
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni