Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

Israel superó los 1000 muertos de COVID

El Ministerio de Salud israelí anunció que 12 nuevos pacientes fallecieron por coronavirus esta semana, así elevando la cifra de muertos producidos por la enfermedad a 1 007, desde el inicio de la pandemia, en el país. Además, se registró una alarmante tasa de infección de 9,4% (superando ampliamente la cifra de las rondas de testeo anteriores, que rondaban el 8%), iniciando una movilización gubernamental para la imposición de medidas para retomar el control de la pandemia.

Ronni Gamzu, el presidente del comité de coronavirus de Israel, asistió el domingo por la mañana al Comité de Constitución, Derecho y Justicia de la Knesset para discutir un programa que pondría en cuarentena a una lista de ciudades, denominadas “ciudades rojas”.

De no haber cambios drásticos en las medidas propuestas, la lista que se publicará hoy a la tarde incluirá los barrios (en su mayoría árabes o judíos haredí), Beit Shemesh, Bnei Brak, Lead, Immanuel, los barrios este de Jerusalem, Kafr Qassem, Lakia, Tira y Umm el-Fahm. A sus residentes, a partir del lunes, se les prohibirá alejarse más de 500 metros de sus hogares. También se cerrarán sus escuelas (excepto las de educación especial), se restringirá la entrada y salida a trabajadores esenciales y se prohibirá todos aquellos negocios prescindibles. Todas aquellas ciudades no incluidas en el listado, serán de igual modo, objeto de restricciones más leves.

Gamzu, criticó a la población israelí por su irresponsabilidad a la hora de seguir las medidas del gobierno para el control de la pandemia, recalcó que “hay un fenómeno en el país en el que las personas evitan hacerse la prueba del coronavirus”, una conducta que provoca la propagación del virus entre la población, generando un aumento de la tasa de infección. Además, dirigiéndose a la población árabe y judía haredí agregó: “Cuando vas a hacerte la prueba y no esperas ni te escondes, la tasa de pruebas positivas no será del 25%”. De igual manera, aclaró que, “el problema de muchos barrios y ciudades ultraortodoxas no es el comportamiento, sino la infraestructura y el hacinamiento. La infección pasa de una familia a la otra. Esta no es una expresión de desconfianza hacia los residentes. Estuve allí, realmente se pusieron máscaras y son muy diciplinados”

Según lo reportado, las Fuerzas de Defensa de Israel se harían cargo del protocolo, el cual para el 1 de noviembre debería ser “completamente funcional”.

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni