-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

" Piensa bien y estará bien "   

“En Venezuela infectarse de COVID es una probabilidad, pero morir de hambre es una certeza”

Venezuela está empezando a tener cada vez más casos de coronavirus, según las cifras oficiales del gobierno de Venezuela, de las cuales muchos desconfían. Leonardo Buniak, economista, desde Venezuela, analizó la situación que vive el país en cuanto al COVID-19 y su relación con Irán.

“La información oficial que dio ayer el gobierno de Venezuela es que tenemos 20.200 infectados con un total de 174 muertos, pero la realidad es que semanas atrás la cifra no superaba los dos mil contagiados. Si tomamos las cifras del gobierno, la escalada ha sido realmente pronunciada, por el comportamiento de la curva de contagios y estamos muy lejos de ver una inflexión en la curva, lo que significa que, si son oficiales las cifras, estamos en una etapa de crecimiento muy grande. El gobierno viene anunciando que el sistema de salud en Venezuela está al punto del colapso. Se acaba de inaugurar una especie de hospital gigantesco de campaña sin mayores recursos. Se sabe que la situación se va a complicar mucho”, dijo.

“Por otro lado, el gobierno tomó la decisión de incrementar la cuarentena, ya se ha radicalizado en Venezuela, no obstante, a pesar del confinamiento más de la mitad de la población sigue estando en la calle. La gente dice que morir o infectarse de COVID-19 es una posibilidad, una probabilidad parte de las estadísticas, pero morir de hambre es una certeza si no se sale a trabajar. Esto provocó que en las zonas populares donde hay menos control político, la gente siga estando en la calle. En Venezuela la economía es una economía de sombra, informal. Es más del 60 por ciento de toda la economía venezolana. Esto hace que el país esté mucho más expuesto a la pandemia”, aseguró Buniak.

Con respecto a la ratificación de elecciones para diciembre, el economista dijo que “hubo un anuncio de los partidos políticos de oposición de que no participarán de las elecciones porque los partidos políticos fueron secuestrados por el gobierno de Venezuela. Además, no hay garantías electorales. La gente se pregunta si la cuarentena responde a las necesidades de enfrentar el COVID-19 o es una estrategia con fines políticos. Venezuela tiene un pronósitco de caída del 35 por ciento, el año pasado ya tuvo una caída muy profunda y acumula una depresión global de 70 puntos”.

Con respecto a la inversión iraní en Venezuela, dijo que “cuando uno analiza a la República Islámica de Irán, una de las cosas que entiende es la de una unidad terrorista invirtiendo en Venezuela. Venezuela está muy cerca de la Federación Rusa que está muy cerca de Irán. Es su principal socio en Medio Oriente. Venezuela está muy metida en el epicentro del panorama geopolítico de los conflictos con relaciones muy cercanas a la República Islámica de Irán”.

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni