Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

“Esta crisis ha desnudado de manera brutal las desigualdades de Chile”

El coronavirus sigue golpeando muy fuerte, incluso algunos países están atravesando la segunda ola de la pandemia. Latinoamérica es una de las regiones más afectadas con miles de contagiados y muertos. A medida que el virus se sigue expandiendo, la preocupación va en aumento. Chile registra más de 280 mil contagiados y casi 6 mil muertos y se encuentra en el puesto número 8 de países con mayor cantidad de infectados. Carlos Furche, ex Ministro de Agricultura chileno, analizó en Radio Jai la situación que vive el país vecino.

“Llevamos varias semanas muy complicadas y esto coincide con el avance de la pandemia y el cruce con el inicio del invierno. Contra todo pronóstico hemos tenido un inverno más frío, estamos en un período muy duro”, dijo Furche.

Actualmente, hay un gran número de personas contagiadas y un importante número de gente que ha fallecido. Además, los hospitales y servicios de salud están muy estresados. “En las últimas dos semana la situación no ha empeorado y en este contexto no deja de ser una noticia relativamente positiva. Si bien es mala, no se ha puesto peor. Es una estabilización del cuadro”, aseguró el ex ministro.

En Chile se ha extendido la cuarentena una semana más. “La experiencia del mundo muestra que el hecho de disminuir la actividad, hacer cuarentenas efectivas, el lavado de manos, el uso de mascarillas y el distanciamiento físico, es lo que funciona para disminuir la velocidad de los contagios y permitir que los servicios de salud puedan responder a los requerimientos de las personas que tienen cuadros más severos”.

En Santiago, la capital de Chile, se concentran el 75% de los casos pero la cuarentena ha empezado a surgir efecto. “Esto que ocurre en los países de Latinoamérica muestra las desigualdades de nuestros países porque es una enfermedad que afecta a todo el país pero mucho más a los que están en situación vulnerable, desde el punto de vista del ingreso y la calidad de vida. Es mucho más difícil hacer cuarentena cuando alguien no tiene ingresos fijos y tiene que salir todos los días por ser un trabajador independiente o informal. Y es más difícil aún hacer cuarentena en las familias que viven hacinadas. Esta crisis ha desnudado de manera brutal las desigualdades de nuestro país”, aseguró Furche.

Con respecto a la economía, dijo que todos los países van a  mostrar una fuerte contracción. “En Chile, las últimas estimaciones indican que vamos a estar entre el 7 y 10% de caída, con un aumento muy significativo de la pobreza. Estamos con un 11%, son dos dígitos, eso no ocurría hace años. La crisis económica está instalada”.

Platea que la situación sanitaria va a generar cambios diversos, uno no puede imaginar que esto sea un paréntesis y cuando se termine esto todos volvamos a la situación previa. Los cambios se darán en distintas áreas, no solo en el comportamiento social sino también de estructura productiva y en la relación entre capital y trabajo.

“Esto también pone en absoluta evidencia que sin salud no hay economía. Si no resolvemos el tema de la salud, la reactivación económica es una fantasía. Además del tema de la salud pública, hay que poner en agenda la alimentación. La necesidad de mantener funcionando regularmente las cadenas de suministro de alimentos y su distribución y la necesidad de que las personas tengan apoyo en sus ingresos y si es necesario, en la canasta alimenticia básica”.

“Nadie estaba preparado para esto. Si no se recupera el control sobre la epidemia desde el punto de vista de la salud, no hay posibilidad de reactivación económica. Hay un cierto orden de las cosas. La experiencia de otros países lo demuestra. Nueva Zelanda, Alemania, China, España, Italia, son ejemplo de seriedad en el manejo de una situación crítica, y un contraste seria Brasil o Estados Unidos. Para mí la prioridad número uno es consolar la epidemia al punto tal que permita ir abriendo gradualmente la economía y no al revés”.

Brasil, por ejemplo, tendrá un gran número de muertos y contracción económica de 2 dígitos, la peor en 50 años, y no va a resolver ninguno de los dos conflictos, ni el problema de salud ni la reactivación económica. Es una trampa mortal, pero uno paga por las consecuencias de sus errores”, finalizó Furche.

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente

1 Comentario

  • Enrique Pérez Osorio.
    Enrique Pérez Osorio.

    Saludos radio jai desde la ciudad de mexico Gracias por sus noticias nos interesa todo lo que pasa en Israel.

    Responder
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni