-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

Radio Jai, Donaciones recibidas durante Octubre - En memoria de Mauricio Hatchwell Toledano Z.L U$2000 - A la memoria de Ursula Heyman Z.L U$120 - Rabbi Alberto Zeilicovich Temple Beth Sholom U$500 - Anónimo U$180 - Ester y Darío Pardo U$100 - Familia Roisentul U$100 - Eugenio Guzman U$10 - Anónimo U$360 - Si por algún motivo su aporte no aparece publicado por favor envíenos un mail a [email protected] - Gracias por su donación, la misma es imprescindibles para sostener nuestra tarea -

La historia de Israel en primera persona

Mis suegros, Meir y Vered, son un libro de historia. Ambos nacieron y se criaron en Jerusalem mucho antes que Israel, en tiempos del Mandato Británico que a la zona se la llamaba Palestina.
Desde ayer, como publique en el resumen del día, pudimos volver a verlos después de varias semanas y el encuentro fue emocionante, como siempre.

Fue como una cena de Shabat y como de costumbre, cada uno tiene su momento preferido en esas cenas familiares. Mi rato favorito es el del postre y no por los dulces ja ja ja. Es cuando Meir y Vered se ponen a contar anécdotas de sus vidas, es allí cuando yo paro mis antenas y trato de aprender de los mismos próceres de la historia, los protagonistas.

Anoche se habló en la mesa sobre la guerra de los Seis Días y Meir Atzmon nos contó un montón de historias. De repente se me ocurrió encender el celular y filmarlo. Quién sabe si voy a recordar todas sus vivencias en un futuro y me gusto la idea de por lo menos guardar uno que otro cuento. Cuando termine de filmar, nos dimos cuenta que lo que estaba contando había sucedido ese mismo día hace 50 años, un Viernes 9 de Junio pero de 1967 ! En la mesa hay soldados del FDI que supongo al escucharlo, querrían también ellos ser como Meir algún día, típico en las familias judías, el rol de los cuentos nos dio siempre fuerzas, esperanzas y basaron nuestra historia. No me quedan dudas que cuando le agreguen capítulos o libros a la Biblia, este de la guerra de los Seis Días será escrito en mayúsculas, para que las futuras generaciones aprendan y lo imiten.

Los cuentos de mis suegros son incomparables, todo lo que cuentan es interesante y ya les escribí varias anécdotas de sus vidas. Esta historia me pareció fascinante, ojalá que también para ustedes. Más tarde publicare otro cuento relacionado con el Muro de los Lamentos que también filme mientras lo contaba y esta buenísimo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni