-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

" En cada generación uno debe verse asimismo como si estuviera saliendo de Egipto "   

“En Gaza no sucede nada sin que Hamás lo autorice o lo sepa”

En diálogo con Radio Jai, el analista internacional Moshe Govrin analizó la situación de tensión en la zona sur de Israel y el momento preelectoral.

A una semana de la tercera elección en el término de un año, Israel no solo enfrenta la necesidad de formar finalmente un gobierno, sino la amenaza que significan los ataques con misiles de la Jihad islámica desde la franja de Gaza. “Por un lado Hamás juega como responsable del aspecto civil de la población, de tratar de llegar a un acuerdo con Israel para de esa manera hacerse más fuerte políticamente. Los cuentos de la unión con la OLP no funcionan y es por eso que juegan a que quieren pero con la mano lista para castigarnos y obtener mayores ventajas a través de la Jihad Islámica”, explicó Govrin.

El ejército israelí atacó blancos de terroristas palestinos en Gaza y Siria en respuesta a una serie de cohetes disparados hacia el sur del país el domingo al anochecer, horas después de que el gobierno informó que abatió a un palestino que intentó colocar una bomba en el cerco fronterizo entre Israel y Gaza.  Se activaron las sirenas de ataque aéreo en el sur del país y al menos 20 cohetes fueron disparados. No se reportaron daños ni víctimas en territorio de Israel, pero fue la mayor ofensiva de cohetes provenientes de la Franja de Gaza en varios meses.

“La Jihad Islámica disparó misiles contra la población israelí a la hora en que los niños y jóvenes estaban es sus cursos en el festejo del “Día de la familia”, y no es nada cómodo ver a niños de 5, 6 o 7 años aterrorizados cuando escuchan la alarma de color rojo. Se busca el arreglo, y los egipcios tratan de tener lo más maniatados a Hamás a los que no les tienen mucho cariño ya que el presidente no le tiene ningún tipo de afecto a la Hermandad Musulmana a la que el grupo terrorista que gobierna Gaza pertenece”, indicó.

Govrin dirige una  empresa de consultoría, representación, desarrollo de negocios, charlas, conferencias y talleres en Israel.

Moshe Govrin aclaró que se produjo un cambio en la política con la Franja de Gaza, y es que no se devuelven los cuerpos de los terroristas para presionar por la devolución de los cuerpos de soldados israelíes y los ciudadanos que por error entraron a Gaza y fueron tomados prisioneros. También es novedoso el ataque simultáneo en la franja y en bases de la Jihad en Siria.

“Lo tragicómico es que ayer el representante de Qatar les entregó 14 millones de dólares, y a las pocas horas comenzaron a disparar misiles en forma descontrolada a distintos lugares”, reflexionó en relación a la ayuda que reciben supuestamente para beneficio de los civiles que allí viven.

Expresó también en relación a la población de Gaza: “la calle está cansada, y hace un año salieron a protestar por sus condiciones miserables de vida en contra del Hamás, y el grupo terrorista aprendió que si pierden el apoyo de la gente no tienen más que hacer. La Jihad Islámica es insignificante en relación al Hamás”.

Aclaró asimismo que “en la Franja de Gaza no sucede nada sin que Hamás lo autorice o lo sepa”.

Acerca de las próximas elecciones del 2 de marzo, dijo que “la situación del sur no tiene influencia en la votación y se sabe que nadie tiene ganas antes de la elecciones de enfrascarse en un tipo de acción militar que todo el mundo sabe como empieza pero no como termina”.

Por primera vez, las encuestas dan una leve ventaja al Likud de Netanyahu, con una banca por encima de Kajol Laban, y la diferencia respecto a lo que los israelíes perciben acerca de la capacidad de sus líderes le da una ventaja de 10 puntos a Netanyahu sobre Gantz.

Según Govrin,  “ese movimiento de alza podría llevar al Likud y sus socios a obtener las 61 bancas. Bibi (Netanyahu) estuvo haciendo campaña en asentamientos árabes reforzando el concepto que su gobierno fue el que invirtió más dinero en los ciudadanos árabes israelíes (alrededor de quince mil millones de dólares), y el hecho de que Azul y Blanco sin los partidos árabes no puede formar gobierno es un hecho aritmético, no ideológico”.

“Influye en el electorado entre otras cosas los cargos jurídicos que se hicieron a Ashkenazi y Ganz. La compañía de software, de la que Benny Gantz, líder azul y blanco, alguna vez fue el jefe, será investigada por la policía de Israel, después de examinar todos los documentos y antecedentes legales”.

Expresó el miembro de la Knesset y candidato Benny Gantz en una entrevista en el Canal 12 sobre la Compañía `Fifth Dimension´: “Si soy elegido y luego acusado, renunciaré a mi cargo como primer ministro”.

Govrin concluyó diciendo: “los movimientos de intención de voto grandes en Israel se dan en las últimas 48 horas, y entre un 12 y un 15 por ciento decide en el momento mismo de depositar el voto”.

Permitida la reproducción por Radio Jai citando la fuente.

Mostrar más