-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

" La inteligencia de un hombre no se mide por su sabiduría, sino por su creatividad "   Albert Einstein

Una familia alemana dona millones de dólares a supervivientes del Holocausto para redimirse por el nazismo de sus antepasados

Una de las familias más ricas de Alemania ha anunciado que donará millones de dólares a sobrevivientes del Holocausto como muestra de arrepentimiento por el apoyo incondicional al líder nazi Adolfo Hitler de sus antepasados, informa Associated Press.

La familia Reimann, propietaria de marcas internacionales como Krispy Kreme Doughnuts, Pret a Manger y otras, destinará 5 millones de euros (unos 5,5 millones de dólares) para encontrar y asistir a exprisioneros que fueron obligadas a trabajar para sus antepasados bajo el régimen nazi. Esta familia ya concedió a la Asociación de Demandantes Judíos contra Alemania 5 millones de euros a fin de ayudar a sobrevivientes del Holocausto en todo el mundo.

Además, mediante su brazo financiero JAB Investors, los Reimann destinarán otros 25 millones de euros (casi 28 millones de dólares) para labores educativas sobre el Holocausto y de promoción de los valores democráticos ante el auge del nacionalismo populista, así como a programas que ayuden a combatir el antisemitismo.

Antecedentes
Las gestiones de esas iniciativas serán supervisadas por la Fundación Alfred Landecker, que dicha familia estableció en Berlín en honor a un judío alemán que fue asesinado por los nazis. Ahora los nietos de Landecker tienen una participación del 45 % en JAB Investors. El anuncio ocurre después de que la familia Reimann divulgara los resultados de una investigación que había encargado sobre su propio pasado nazi.

JAB, con sede en Luxemburgo y valorado en unos 20.000 millones de euros, surgió de Benckiser, una compañía química administrada por Albert Reimann Sr. y Albert Reimann Jr., ambos miembros del partido nazi.

Inmediatamente después de la Segunda Guerra Mundial, Reimann Sr. y Jr. fueron investigados por las potencias aliadas. En un primer momento, Francia les prohibió continuar con sus actividades empresariales, pero después esa decisión fue revertida por los estadounidenses.

El pasado nazi y judío de la familia
Ninguno de los dos habló sobre el pasado nazi, según la familia, pero miembros de la nueva generación, al encontrar documentos de la época, empezaron a hacer preguntas y en 2014 pidieron a un historiador de la Universidad de Múnich (Alemania) realizar una investigación exhaustiva.

En la investigación, se descubrió que Albert Reimann Sr. y Albert Reimann Jr. utilizaban a prisioneros rusos y franceses como trabajadores forzados en Benckiser; que estaban entre los primeros simpatizantes del partido nazi; y que incluso realizaron donaciones a las SS antes de que Hitler llegara al poder.

Fuente: RT

Mostrar más