-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

Radio Jai, Donaciones recibidas durante Octubre - En memoria de Mauricio Hatchwell Toledano Z.L U$2000 - A la memoria de Ursula Heyman Z.L U$120 - Rabbi Alberto Zeilicovich Temple Beth Sholom U$500 - Anónimo U$180 - Ester y Darío Pardo U$100 - Familia Roisentul U$100 - Eugenio Guzman U$10 - Anónimo U$360 - Si por algún motivo su aporte no aparece publicado por favor envíenos un mail a [email protected] - Gracias por su donación, la misma es imprescindibles para sostener nuestra tarea - Rabino Marcelo Kormis U$500 - En memoria del Juez Simón Kupchik Z.L, Simja leíble Ben Asher Zelig Z.L, Fanny Shajris de Spak, Feiga bat Guershon Z.l. y Kowa Spak, Yaacov ben Leizer Z.L U$240 -

Imágenes sensibles: Al grito de “Alá es grande”, joven mató a puñaladas a una mujer en Sydney

La víctima mortal fue encontrada dentro de un edificio, mientras que otra mujer, de 41 años, fue apuñalada por la espalda en la calle y se encuentra fuera de peligro. El autor del ataque, también tiene 21 años y tiene aparentes problemas mentales.

El atacante perpetró el ataque con un cuchillo de carnicero y disponía material de índole ideológica, aunque al parecer “no tiene vínculos con organizaciones terroristas”, añadió Fuller. Las imágenes transmitidas por los medios australianos muestran al hombre que salta sobre el techo de un coche al grito de “Allahu Akbar” (“Alá es el más grande”) blandiendo un cuchillo mientras desafiaba: “¡dispárenme!”.

Megan Hayley, testigo de la escena, precisó que el agresor, con un gran cuchillo de cocina, persiguió a otras personas en el barrio de negocios de Sídney, tras haber apuñalado a una mujer.Luego, fue reducido por un grupo de transeúntes con sillas, barras metálica y cajas, y posteriormente fue arrestado por los agentes de Policía, según muestran fotos y vídeos en las redes sociales.

“Hasta el momento no hay otros heridos que podemos confirmar. El sospechoso ha intentado apuñalar a varias personas. Esos intentos afortunadamente no tuvieron éxito”, apuntó el superintendente Gavin Wood a los medios.

Helueni