Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

“Las muertes han bajado a un 10 por ciento. “Dentro de lo malo, es bueno”

La doctora Marta Cohen, científica argentina que reside en Londres, brindó en radioJai un detalle de la situación sanitaria mundial, en momentos de gran aumento de casos de la variante Ómicron.

Esta variante ha provocado en la última semana un 70 por ciento de aumento de los casos, pero al mismo tiempo, las muertes han bajado a un 10 por ciento. “Dentro de lo malo, es bueno”, indicó. Y dijo que hay un indicio de esperanza, de acuerdo a un artículo publicado en un journal internacional de enfermedades infecciosas Sudáfrica, en Gauteng, ciudad cercana a Johannesburgo, en donde había aumentado el número de casos en el mes de noviembre, lo que más tarde sería identificado como Ómicron. Allí vieron que el pico tardó 33 días en superar la máxima y bajar, de hecho Sudáfrica retrotrajo las restricciones por la baja del número de casos, no se llegaron a saturar las terapias, y los pacientes internados no requirieron de oxigeno como en los primeros tiempos de la pandemia.

A pesar de esos datos alentadores, la doctora Cohen enfatizó en el hecho de “no bajar los brazos, de no minimizar la enfermedad”.

Respecto de lo que ocurre en el Reino Unido, señaló que, los casos que comenzaron en Londres fueron sobre la población joven, los que en general no requieren internación. Pero Cohen atribuye a esta mejora a la aplicación de la tercera dosis de la vacuna. Cuando se desataron los contagios en Londres, del 1 al 14 de diciembre, en jóvenes de entre 18 y 29 años, representaron un aumento del 501 por ciento, que no se vio en el interior del país, en esos momentos. Se pensó, entonces que eso ocurría porque en Londres, solo el tercio los jóvenes  habían recibido la tercera dosis, y en el resto del país, la mitad. Sin embargo, actualmente, en el reino Unido los casos siguen aumentando y en Londres se han amesetado. Esto parecería seguir el mismo patrón que se dio en Sudáfrica.

Una cuestión para tomar en cuenta es que este aumento de casos en el interior del Reino Unido afecta al personal de salud (lo que resulta gravísimo) y por ello hay dos o tres hospitales en estado crítico. Además, hay pacientes graves que no están vacunados, y algunos tienen dos dosis, y unos pocos con tres.

Sobre el tema de los que no quieren vacunarse, la científica expresó su sorpresa sobre lo que ha visto en la Argentina (donde se encuentra de visita) por la cantidad de “antivacunas” que vio. Dijo que en el Reino unido ese grupo solo representa el 10 por ciento de la población, y que no se vacunaron por distintos motivos. “Me llamó mucho la atención la cantidad de personas que no creen en las vacunas, son completamente escépticos”, dijo. Y reveló que hay gran cantidad de médicos y bioquímicos que son antivacunas: “Es increíble cómo puede haber médicos que se dicen genetistas, que niegan la pandemia y que inventan toda suerte de argumentos en contra de la vacuna”, expresó. Y destacó el peligro que generan en la gente porque también difunden todo tipo de fakes en la población por los medios de comunicación.

Acerca de la variante detectada en un pasajero proveniente de Camerún a Francia, Cohen explicó que esta había surgido en el mes de noviembre, precisamente en Camerún; se identificaron doce casos en la zona de Marsella, (en el sur de Francia). La están observando, porque es más contagiosa, y que tiene mutaciones ya encontradas en Alfa y en Delta: 46 mutaciones, y 37 lesiones, y eso cambia la estructura ARN del virus. Hasta ahora no está considerada como variante de preocupación por la OMS. Obviamente la están vigilando constantemente, pero tal como sucedió con otras variantes, puede que no se extienda y pase al olvido.

Respecto de las expectativas de fin de la pandemia, la doctora Cohen indicó, que según se está estudiando, este virus, comparándolo con la evolución del de la gripe, se estima que se necesitarán vacunas cada 12 o 24 meses, conforme cómo vaya mutando el virus. Es decir que, cada uno o dos años, las vacunas van a tener que ser reemplazadas, y que, cuando culmine la pandemia, a mediados de 2022, en realidad, 2023, cuando termine en todo el mundo, ahí será el quinto coronavirus endémico. Así como el virus de la gripe produce 16 mil fallecimientos al año, este virus endémico también podría producir mortalidad al año, y por eso habría que vacunarse. Podremos entonces, “convivir” con este virus, tal como ocurre con tantos otros.

Todo esto se daría así de no aparecer una nueva variante más contagiosa o tal vez más letal. “Eso depende del mundo, porque Ómicron sucedió porque África no se vacunó” Y de la misma manera puede surgir otro virus. Por eso, es necesaria que haya equidad vacunando, regalando la vacuna a quien no la puede tener, como África que tiene solo un tercio del personal de salud vacunado y un 10 por ciento de su población.

La OMS informó que el deseo de que el 70 por ciento del mundo esté vacunado para julio de 2022 no va a suceder, porque 105 países del mundo no van a tener al 70 por ciento de su población inmunizada contra el coronavirus.

“Ómicron es el resultado del egoísmo de la humanidad que no vacunó a África”, declaró Cohen.

Por último, la médica invitó -ahora que se autorizaron los autotest– a ver el tutorial que subió a Youtube desde su Instagram en donde muestra la manera  sencilla y correcta de realizarse el test.

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.