Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

Por deseo del príncipe, los parientes alemanes de Philip asisten al funeral a pesar del pasado nazi de la familia

SE DICE QUE EL SOBRINO, PRÍNCIPE KARL ADOLF, LLEVA EL NOMBRE POR HITLER

Mientras que su madre salvó a una familia judía, sus 4 hermanas se casaron con aristócratas alemanes vinculados al partido de Hitler; su hermana Sophie lo conoció y quedó “impresionada por el encantador ” Hitler a principios de la década de 1930

Tres de los parientes alemanes del príncipe Felipe se encontraban entre la pequeña multitud de personas del Reino Unido que asistieron a su funeral el sábado Su presencia se debió a su solicitud específica de que ese lado de su familia esté representado a pesar de sus conexiones nazis pasadas.

Dos sobrinos nietos y el nieto de un primo estuvieron en la procesión funeraria, celebrada en el Castillo de Windsor, que incluyó solo a 30 personas.

Los familiares eran Bernhard, príncipe hereditario de Baden, el príncipe Felipe de Hohenlohe-Langenburg y el príncipe Donato, landgrave de Hesse.

Realmente es un honor increíble y todos estamos extremadamente conmovidos y privilegiados de ser incluidos en nombre de la familia en general”, dijo el príncipe Philipp de Hohenlohe-Langenburg en un comunicado antes del funeral.

El príncipe Felipe y Bernardo son descendientes de las hermanas del príncipe Felipe, cuyos matrimonios con la aristocracia alemana causaron incomodidad después de la Segunda Guerra Mundial debido a que algunos de ellos eran miembros del partido nazi. El abuelo del príncipe Donatus, primo de Philip, también era miembro del partido nazi.

Aunque ningún miembro del lado alemán de su familia fue invitado al matrimonio del príncipe Felipe en 1947 con la entonces princesa Isabel debido a su afiliación nazi, en años posteriores el

duque de Edimburgo mantuvo contacto con sus parientes alemanes, con quienes tenía una relación cercana.

En una publicación en su página de Instagram la semana pasada, el príncipe Philipp escribió: “Nuestros pensamientos de duelo y condolencias van con Su Majestad la Reina y con toda su familia en Inglaterra. El príncipe Felipe era un verdadero caballero con un gran sentido del humor, un increíble sentido del deber y una amplia gama de intereses”.

También escribió que el duque de Edimburgo estaba “muy familiarizado con nosotros en Langenburg”, donde se encuentra la casa familiar.

Philip tenía cuatro hermanas, las princesas Margarita, Theodora, Cecilie y Sophie, todas las cuales se casaron con nobles alemanes después de que la familia fuera exiliada de Grecia en 1922 tras un golpe de estado que derrocó a la familia real.

Su hermana menor, la princesa Sophie, se casó con el príncipe Christoph de Hesse, un oficial de las SS alemanas, en 1930. Se dice que uno de sus hijos, el sobrino del duque de Edimburgo, el príncipe Karl Adolf Andreas de Hesse, recibió su nombre de Adolf Hitler, a quien habían conocido a principios de la década de 1930. Sophie en un libro de memorias de una edad avanzada reconoció que estaban “impresionados por este hombre encantador y aparentemente modesto, y por sus planes para cambiar y mejorar la situación en Alemania”. Más tarde, “cambiaron fundamentalmente nuestra visión política”, escribió.

La hermana mayor de Felipe, la princesa Margarita, se casó con el príncipe Gottfried de Hohenlohe-Langenburg de Alemania, que estaba relacionado lejanamente con la reina Victoria. En 1937 se unió al partido nazi, luchó como oficial en el ejército alemán durante la Segunda Guerra Mundial y resultó gravemente herido. Sin embargo, según los informes, fue despedido del ejército a raíz de un intento fallido contra la vida de Adolf Hitler en 1944.

En 1931, la princesa Theodora se casó con Berthold, margrave de Baden, quien resultó herido como soldado en el ejército alemán durante la guerra.

El mismo año, la princesa Cecilie se casó con el hombre que se convertiría en el Gran Duque George Donatus de Hesse. Ambos se unieron al partido nazi en 1937. Cecilie, George y tres de sus hijos murieron varios meses después en un accidente de avión, mientras que un cuarto hijo murió de meningitis en 1939 a los dos años.

Philip, que en ese momento solo tenía 16 años, asistió a su funeral en 1937 en Darmstadt, cerca de Frankfurt. Una foto de la época lo muestra rodeado de miembros de su familia y dignatarios, muchos de los cuales vestían uniformes nazis mientras las multitudes que se alineaban en las calles saludaban a los nazis y, según los informes, gritaban “Heil Hitler”.

Si bien Philip luego se convertiría en oficial de la Royal Navy durante la Segunda Guerra Mundial, dos de sus cuñados lucharon con las fuerzas alemanas.

Los tres descendientes que asistieron al funeral siguen siendo figuras clave de la aristocracia alemana.

El príncipe Donato, de 54 años, es el jefe de la Casa de Hesse, Casa a las que se casaron las hermanas de Philip, Cecilie y Sophie. Su abuelo, Philipp, landgrave de Hesse, se unió al partido nazi en 1930 y estaba cerca de Hitler, pero luego se enfrentó al Führer, quien lo hizo encarcelar en el campo de concentración de Flossenburg. Su esposa, la princesa Mafalda, fue llevada a Buchenwald, donde murió en un bombardeo en el campo de concentración, informó el Spectator en 2006. Philipp fue liberado de Flossenburg por los aliados, interrogado y luego liberado.

El nieto de la princesa Margarita, el príncipe Felipe, de 51 años, y el nieto de la princesa Teodora, Bernhard, príncipe hereditario de Baden, de 50 años, son sobrinos nietos del príncipe Felipe de Gran Bretaña.

Los tres alemanes llegaron a Gran Bretaña la semana pasada y se sometieron a su cuarentena obligatoria antes del funeral, en una casa cerca de Ascot.

Mientras que las hermanas de Philip se vincularon íntimamente con los nazis, su madre, la princesa Alicia de Grecia, salvó a una familia judía ocultándola durante la Segunda Guerra Mundial,

lo que le valió el honor de “Justa entre las Naciones” del museo del Holocausto Yad Vashem de Israel.

Evy Cohen, cuya abuela, tío y tía fueron salvados de los nazis por la princesa Alice, describió a la princesa como “extraordinaria” en una entrevista televisiva israelí mientras el príncipe Felipe estaba siendo sepultado.

Alice protegió a la familia durante más de un año.

En un momento, la Gestapo vino a su residencia porque pudieron haber escuchado que allí había algunos judíos”, dijo Cohen. “Ella usó su verdadera sordera – podía leer muy bien los labios – pero usó su sordera para decir que no podía entender de qué estaban hablando. Entonces la Gestapo se fue y nunca regresó”.

El príncipe Felipe, que murió el 9 de abril a los 99 años y fue sepultado el sábado, realizó una visita histórica a Israel en 1994, la primera de un miembro de la realeza británica, para honrar a Alicia, que está enterrada en el Monte de los Olivos en Jerusalén.

Llegó a aceptar el reconocimiento de Yad Vashem a su madre como una “Justa entre las Naciones” por salvar a los tres miembros de la familia Cohen, y en un discurso durante la ceremonia dijo que su madre nunca le había hablado sobre sus acciones.

En esa visita estuvo acompañado por su hermana, la princesa Sophie, madre, entre otros, del príncipe Karl Adolf Andreas.

En unas memorias, escritas en su vejez, la princesa Sophie describió su admiración por Hitler después de haber conocido al líder nazi y a uno de sus más altos funcionarios, Hermann Goering, informó al Daily Mail en 2015. Las memorias se publicaron en 2015. El Canal 4 de Gran Bretaña emitió contenidos de la crónica personal.

Sophie escribió que Goering había estado muy interesado en que ella y su esposo conocieran a Hitler, lo que finalmente hicieron, recibiéndolos en 1931 o 1932, antes de que Hitler se convirtiera en canciller de Alemania.

“Como Goering insistió en que deberíamos conocer a Hitler personalmente, decidimos invitarlo a almorzar en nuestro departamento”, escribió. “Debo decir aquí que, aunque el príncipe Christoph y yo cambiamos fundamentalmente nuestra visión política algunos años después, nos impresionó este hombre encantador y aparentemente modesto, y sus planes para cambiar y mejorar la situación en Alemania. ”

 

Traducción Alicia Weiss para Radio Jai

Por STUART WINER

El personal de Times of Israel contribuyó a este informe.

 

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni