-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

" Piensa bien y estará bien "   

“El Líbano es un país que venía devastado económicamente y esto termina de destruir la esperanza que tenía”

La explosión en Beirut dejó cientos de muertos, miles de heridos y muchas casas destruidas, impactó a toda la comunidad internacional quienes intentan dar ayuda como pueden dentro del contexto limitado de la pandemia por coronavirus. Adalberto Asad, presidente de la asociación árabe argentina islámica, contó en Radio Jai cómo afectó este hecho y qué están haciendo para ayudar desde aquí.

“Son momentos muy difíciles, no solo para la comunidad argentina descendiente del Líbano, para todos. En 1886 llegaron los primeros inmigrantes al país. Nosotros tratamos de seguir la religión, las costumbres, las tradiciones y esto nos impacto a todos, no solo a los árabes y libaneses, sino a todo el mundo. Se siente la solidaridad de todos y eso es satisfactorio”.

“Nosotros estamos haciendo un gran esfuerzo a través de las redes sociales porque hoy en día no hay otra forma. Queremos ver cómo podemos acercarnos más y solidarizarnos más con el pueblo libanés. Estamos trabajando en el tema con un grupo de personas, de jóvenes e instituciones. Queremos colaborar en este momento tan difícil que además nos toca vivir una pandemia mundial”, dijo Asad.

“El Líbano es un país que ya venía devastado económicamente y esto termina de destruir la esperanza que tenia el país. Todo pasó en el mismo momento. La explosión tuvo una onda expansiva que arrasó con 20 kilómetros a la redonda. Incluso llegó hasta Chipre. Todavía están buscando fallecidos debajo de los escombros y más heridos. Esto llegó a un centenar de muertos y miles de heridos. También afecto a muchos edificios de la zona. Pienso que menos mal que el puerto está asilado de la ciudad. La embajada argentina en Beirut quedo destruida, afortunadamente no hay heridos ni fallecidos. A uno como argentino eso también lo consterna. Estamos comunicados con el Líbano, con familiares que están allá. Mas allá de la tristeza que sentimos, ver al país de tus padres en esta situación, nadie lo espera en ningún país del mundo. Pero un país como el Líbano, tan chico, que trata siempre de reponerse, de resucitar, que haya pasado esto, nos pone mal, es muy triste y angustiante”.

“El presidente del Líbano puso en prisión domiciliaria a los responsables de la aduana y toda la situación está en plena investigación que data desde hace seis años. Hay un gran entusiasmo en saber cómo los responsables actuaron ante este tipo de situación. Yo creo que va a regir la ley sobre los responsables que no han tomado los recaudos necesarios y hoy estamos atravesando un caos. Por ejemplo, Francia mandó ayuda humanitaria y otros países más también. Nosotros queremos que nuestro pueblo allá viva tranquilo y seguro, lamentablemente esto quiebra la seguridad y nos deja expuestos”, finalizó Asad.

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni