-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

Radio Jai, Donaciones recibidas durante Octubre - En memoria de Mauricio Hatchwell Toledano Z.L U$2000 - A la memoria de Ursula Heyman Z.L U$120 - Rabbi Alberto Zeilicovich Temple Beth Sholom U$500 - Anónimo U$180 - Ester y Darío Pardo U$100 - Familia Roisentul U$100 - Eugenio Guzman U$10 - Anónimo U$360 - Si por algún motivo su aporte no aparece publicado por favor envíenos un mail a [email protected] - Gracias por su donación, la misma es imprescindibles para sostener nuestra tarea -

Crecen los contagios en Israel: 7.851 casos, 126 en estado grave y 44 muertos

El Ministerio de Salud anunció el sábado que hay ahora 7.851 casos confirmados de coronavirus en Israel, un aumento de 423 desde hace 24 horas.

Un total de 458 personas se han recuperado del virus mientras que 43 han muerto, tres de ellos el sábado, dijo el ministerio. Algunos medios de comunicación hebreos indican que el número total de muertos es de 44.

Dos mujeres murieron a causa del virus por la mañana: una mujer de 88 años en el Hospital Ichilov de Tel Aviv y una mujer de 67 años en el Centro Médico Soroka de Beer Sheba. Un hombre de 76 años murió en el Centro Médico Barzilai en Ashkelon cerca del mediodía.

El hombre de 88 años fue la quinta víctima del centro de vida asistida Mishan en la ciudad sureña de Beersheba.

Más tarde fue nombrada como la sobreviviente del Holocausto Nelia Kravitz, de 88 años, que trabajó como médica en el Centro Médico Soroka durante 20 años.

“No fue posible contactar con el centro Mishan, y sólo más tarde se nos informó que fue transferida a Soroka. Nos despedimos de ella por teléfono”, dijo el hijo de Kravitz, Micha, a la emisora pública de Kan.

El viernes cuatro personas, tres hombres y una mujer, murieron a causa del virus, todos ellos de unos 70 años.

En cifras dadas a conocer el viernes por la mañana, el ministerio dijo que el mayor número de casos se registró en Jerusalem (1.003), seguido de la ciudad ultraortodoxa de Bnei Brak (966) y Tel Aviv-Jaffa (335). Bnei Brak, un cuarto del tamaño de la capital por población, fue cerrada por la policía el viernes por la mañana para detener el brote.

Un alto funcionario de salud dijo a un panel de la Knesset el jueves que el conteo confirmado era mucho menor que el número real de infecciones en Bnei Brak, estimando que casi el 40% de los residentes de la ciudad, unas 75.000 personas, estaban infectados.

El ejército de Israel se preparaba para sacar a unas 4.500 personas mayores de 80 años de Bnei Brak, poniendo a esos residentes en mayor riesgo de contraer el coronavirus en los hoteles de aislamiento del Estado.

Un alto funcionario del Ministerio de Salud pidió el sábado que se declararan zonas restringidas otras áreas de Israel con un alto número de casos, lo que permitiría al gobierno restringir aún más la circulación en esos lugares en un intento de limitar la propagación del virus.

Entre las ciudades que el funcionario citó a los medios de comunicación hebreos había varias con poblaciones predominantemente ultraortodoxas, como Elad y el poblado de Modiin Illit en Judea y Samaria, así como varios barrios de Haredi en Jerusalem y Beit Shemesh.

Sin embargo, el sábado el Director General del Ministerio de Salud, Moshe Bar Siman-Tov, también emitió una nota cautelosamente optimista, tras los informes de que los funcionarios creen que la tasa actual de infección en el país está aumentando a un ritmo relativamente controlado y muestra signos de mantenerse dentro de los niveles que el sistema de salud puede tolerar.

“El hecho de que estemos discutiendo una estrategia de salida de la crisis es un privilegio”, dijo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni