-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

" Si una persona mantiene constantemente su mente concentrada en hacer obras de bien, estará libre de pensamientos que lo conduzcan a la tristeza "   Rabí Pinjas de Koretz

Cómo la comunidad judía de Irán compró la Tumba de Ester y Mardoqueo

No está del todo claro de quién fue la idea, pero en 1968 se desarrolló una vigorosa correspondencia entre los representantes judíos del parlamento de Irán y los funcionarios del régimen del Shah Mohammad Reza Pahlavi, el gobernante de Irán en ese momento. El foco de este intercambio fue un intento de comprar la Tumba de Ester y Mardoqueo en Hamedan. ¿El pretexto? Las celebraciones del 2500 aniversario del Edicto de Ciro, que se celebraba en 1971.

El Edicto de Ciro data del año 538 AEC. En su declaración histórica, Ciro el Grande, el fundador del primer Imperio Persa, permitió a todos los pueblos que vivían en los territorios bajo su control volver al culto de sus respectivos dioses y deidades, siguiendo las prohibiciones religiosas que habían existido bajo el recién derrotado Imperio Babilónico. En la Biblia hebrea, (Esdras 1:1-4) encontramos una versión especial del decreto, dirigiéndose al Pueblo de Israel en la diáspora, y permitiéndole regresar a Judea y reconstruir el Templo arruinado.

El primer relato conocido que relaciona el mausoleo de Hamedan con las figuras de Ester y Mordejai, la heroína y héroe de la fiesta de Purim, proviene de Benjamín de Tudela, un viajero judío errante del siglo XII:

“Desde ese monte hasta Hamedan hay un viaje de diez días; esta fue la metrópoli de Media y contiene unos cincuenta mil judíos. Frente a una de las sinagogas está el sepulcro de Mardoqueo y Ester.”

Según una de las tradiciones asociadas a la tumba, después de la muerte del rey Asuero, los seguidores de Amán buscaron venganza contra Ester y Mordejai. Los dos lograron escapar a Hamedan, donde se establecieron y finalmente fallecieron a una edad madura entre la comunidad judía local. ¿Pero qué tiene que ver todo esto con Ciro el Grande? A primera vista, muy poco. Sin embargo, de ciertas cartas descubiertas en los Archivos Centrales para la Historia del Pueblo Judío (CAHJP), en el archivo de la organización de la Unión Mundial ORT, así como de fuentes históricas relacionadas con la vida del último Sha de Irán, se desprende claramente que Mohammad Reza Pahlavi se veía a sí mismo como el heredero moderno de Ciro el Grande, y trató de proyectar esta imagen de sí mismo a los judíos de su país. El 2500 aniversario del Edicto de Ciro era exactamente el tipo de evento que estaba esperando.

Fuente: Jerusalem Post.

Mostrar más