-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

*
" Piensa bien y estará bien "   

“El judaísmo es muy pragmático en la donación de órganos”

La posición del judaísmo en cuanto a la donación de órganos es tan compleja como el asunto de la vida y la muerte. El salvar una vida es un valor supremo en la ley judía, pero la donación de órganos es mucho más compleja que el firmar una tarjeta de donante.

Por otro lado, tenemos una obligación sagrada de preservar la vida humana (pikuaj nefesh). Este es un valor fundamental en la ley judía, tan importante que casi cualquier otra ley puede ser violada por esta razón. Por ejemplo: podemos violar el Shabat para llevar a una persona herida al hospital.

En dialogó con el rabino Ari Bursztein, intentamos comprender el conflicto religioso que sucede y genera debate.

La donación de órganos es un tema moderno para la tradición judía -explica Bursztein-, sin embargo, aclara que la salvación o preservación de la vida es un valor supremo en el cual, al donar órganos, estamos emocionalmente salvando la vida de alguien. La problemática es que hay dos clases de donación: una de la persona viva y otra de la persona fallecida. De una persona viva, en teoría, “no debería haber ninguna clase de problema e incluso es una obligación moral”, afirma Bursztein.

La gran discusión que nace entre los sabios que estudiaron la ley en el ultimo siglo, tiene que ver con la definición de la muerte. Ha habido grandes cambios en las ultimas décadas cuando por siglos, la definición de la muerte tenia que ver solo con el no funcionamiento del corazón. En el último tiempo, “hay un proceso que se esta dando mas que nada en el Estado de Israel, en el cual cada vez hay más rabinos de todas las corrientes que aceptan la definición de la muerte como muerte cerebral”, explica el rabino y analiza que esto debería producir un cambio muy grande en cuanto al promedio de personas que finalmente donan órganos de parientes.

Si bien los rabinos liberales de Israel, casi todos, aceptan esta definición, sigue habiendo discusiones que Bursztein considera son contradictorias. A pesar de que en Israel ya hace 11 años se ha llegado a un acuerdo en el parlamento, incluso con el Rabinato de Israel, acerca de la definición de la muerte y como se va a aplicar en los hospitales esta definición, con el objetivo de donación de órganos, siguen lamentablemente habiendo problemas.
Israel es uno de los países donde hay el indice de donación es de los más bajo, algo que Bursztein lamenta y se pregunta es cuáles son los motivos.

Algunos que surgen en un primer análisis tienen que ver con factores como la creencia, por ejemplo, de qué pasará en la vida después de la muerte, “una creencia relativamente marginal”, manifiesta el rabino. Sin embargo, Bursztein también admite que el judaísmo es muy pragmático y tiene una filosofía pragmática de la donación de órganos.

Por otro lado en la tradición esta prohibido todo tipo de manipulación de cadáveres para favorecerse en algo y es cierto que ocurre, pero comparado con la donación de órganos, el Pikuaj Nefesh (la preservación de la vida), “son tradiciones absolutamente menores en su peso”.

A nivel teórico no debería haber conflicto, pero en Israel el problema es a nivel práctico porque la gente tiene internalizado este tipo de cuestiones y la información o propagandas educativas para explicarle a la gente no ha avanzado demasiado.

Ari Bursztein considera que el problema es “psicológico educativo” y que si una persona estudia la fuente de esto, no hay demasiadas dudas. “Tenemos que apostar a la educación, al gran valor que tiene la donación de órganos”.

Acerca del entrevistado

El Rabino Dr. Ari Bursztein es Decano de Asuntos Académicos del Seminario Rabínico Latinoamericano. Posee un P.h.D. en Pensamiento Judío de la Universidad Hebrea de Jerusalem, egresado del programa Jerusalem Fellows y cursó estudios de post-doctorado en Filosofía de la Educación en la Universidad de Haifa, dictó clases de Filosofía Judía en el Instituto Schechter (donde obtuvo su ordenación rabínica y un M.A. en estudios Judaicos del JTS) y en el Centro Interdisciplinario de Hertzlia, publicó el primer libro en idioma hebreo sobre el pensamiento de Emil Fackenheim y numerosos artículos sobre Pensamiento judío y Filosofía de la Educación judía,fue rabino congregacional en Israel y Argentina, y dirigió el Instituto Mikrá.

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Mostrar más
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni