-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

Radio Jai Donaciones recibidas: Radio Jai, Donaciones recibidas durante septiembre - A la memoria de Shmil Ben Moshé Z.L U$180 - Yejezkel Natán Ben Yehoshua Naftalí  U$26 - Esther Elisheva Bat Sará  U$18 - Raúl Sykuler Z.L y Mercedes Szalkowicz Z.L Ar$4000 - Ariel Cohen Sabban Ar$60.000 - Anónimo U$5 - Anónimo U$36 - Anónimo U$10 mensuales - Anónimo U$100 - A la memoria de Simón (Payo) Halac y Natalio Aidembaum Ar$29.000 - Anónimo U$10 mensuales - Rabino Shoshan Ghoori U$10 mensuales - Museo interactivo Judío de Chile U$10 mensuales - A la memoria de Tzipora Bat Leip Z.L U$180 - En memoria de Mirtha Raquel Kaplan de Werbin ZL U$180 - Gracias a todos por sus aportes, los mismos son fundamentales para sostener nuestra tarea -

¿Cuánto nos importan los venezolanos?

Ayer miércoles 18 de diciembre, la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, presentó una actualización de su informe sobre la situación de los derechos humanos en Venezuela. Pidió la libertad del diputado Juan Requesens, informó que su oficina logró visitar a más de 70 personas encarceladas por el régimen de Nicolás Maduro y estableció nueve áreas de cooperación técnica con instituciones del gobierno. También afirmó que su oficina ha seguido documentando ejecuciones extrajudiciales.

La situación económica y social sigue afectando los derechos económicos y sociales. Según la CEPAL, en 2019 la economía sufrirá una contracción del 25.5%, alcanzando una pérdida acumulada del PIB del 62,2% desde 2013.

Continúan las fallas de los servicios públicos. Uno de los estados especialmente afectados es Zulia. Mi Oficina realizó una visita a Maracaibo en la que constató las larguísimas colas para comprar combustible y los cortes prolongados y reiterados de electricidad, que además afectan el suministro de agua. Los derechos a la salud y a la educación también han sido afectados, principalmente por falta de personal, infraestructura deficiente y falta de insumos. La situación de riesgo de niñas, niños y adolescentes es preocupante. Durante el mes de noviembre, Caritas informó que, en las parroquias más pobres de 19 estados del país, 11.9% de los niños y niñas muestran señales de malnutrición aguda – un alza de 56% en contraste con el 2018 – y que 32.6% tienen retardo en el crecimiento. Caritas también informó que 48.5% de las mujeres embarazadas atendidas tienen deficiencias nutricionales.

Según el registro del Observatorio Venezolano de Conflictividad Social, se han realizado 16,439 protestas en lo que va del año. En los últimos tres meses, se han registrado 4,433 protestas, de las cuales la mayoría han sido lideradas por trabajadores/as del sector educativo, de la salud y de las industrias básicas,por las malas condiciones laborales y la falta de insumos y equipamientos básicos en centros educativos y hospitalarios.

Reitero mi preocupación por los niveles de violencia que en los últimos meses también ha impactado en líderes políticos locales, como lo ilustran los asesinatos del ex concejal opositor Edmundo “Pipo” Rada Angulo y del ex gobernador oficialista Johny Yáñez Rangel.Hemos recibido denuncias de actos de hostigamiento, amenazas y detenciones por parte de los servicios de inteligencia y fuerzas de seguridad.

2020 será un año electoral. En este sentido, me preocupa el levantamiento de la inmunidad de cinco diputados de la oposición, elevando el total a 30 diputados de la oposición despojados de inmunidad, así como los actos de hostigamiento contra representantes de la oposición, incluido el presidente de la Asamblea Nacional.También me preocupan los llamados por parte de autoridades de alto nivel para seguir armando a las milicias, así como la presentación, ante la Asamblea Nacional Constituyente, de una propuesta de ley que fortalece e incorpora la milicia nacional a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana.

La Plataforma de Coordinación de Naciones Unidas para Refugiados y Migrantes de Venezuela estima que 4.7 millones de personas venezolanas han abandonado el país y proyecta que el número llegue a los 6.5 millones al final de 2020.

Miles de páginas, horas de discursos. Eso es lo que vemos los latinoamericanos desde hace mucho tiempo, mientras somos testigos de la destrucción de Venezuela. ¿Más de seis millones que se han ido y con los cuales convivimos en toda América Latina,no nos dicen nada?¿Cuándo perdimos la sensibilidad?¿O es que acaso nunca la tuvimos, al menos de forma que sirva para algo?

Podemos entender que la fuerza del antisemitismo haya hecho insensible a gobernantes latinoamericanos cuando llegaban los barcos con judíos que huían de la Alemania nazi y los enviaban de regreso a Europa, a su muerte segura.

Pero 80 años después ¿no cambiamos algo como para decir basta a una dictadura que hasta la Alta Comisionada repele y acusa?¿Vamos a seguir escuchando los cantos de sirena de los que apoyan esa dictadura?

La historia demuestra que a los dictadores y a quienes los acompañan políticamente no les preocupan futuros enjuiciamientos ni penales y menos, morales. Pero el siglo 21 es un tiempo de cambios vertiginosos. Cuando la dictadura al fin desaparezca, y el mundo avance, quedará, sin duda, y sin importar el vértigo circundante, la vergüenza del aplauso cómplice, del esfuerzo escaso, del silencio inaceptable. Y los sobrevivientes reclamarán. Es su deber.

Por Eduardo Kohn

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni