Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

La epidemia de la impunidad

En tiempos donde el Coronavirus alteró por completo nuestras vidas, es bueno hablar de la Epidemia de la Impunidad.

Aun no se sabe la fecha exacta del caso cero de COVID19 y en qué región de China fue, pero si sabemos que la epidemia de la impunidad comenzó el 18 de Julio de 1994 en la calle Pasteur. Aquella fecha empezaría una enfermedad tan grave, que han pasado 26 años y todavía no se ha encontrado la cura.

Hay muchas personas que critican efusivamente la larga cuarentena que estamos atravesando en la Argentina, específicamente en la ciudad y provincia de Buenos Aires. Es lógico, ya llevamos 120 días de aislamiento (cuatro meses) y esto conlleva un alto impacto en la psicología de todos nosotros. Algunos, incluso, ya se animan a llamarla “la cuarentena más larga del mundo”. Lamentablemente les tenemos malas noticias. Hay una cuarentena que es mucho más larga y que ocurre en la misma ciudad y país al que pertenecen. La epidemia de la impunidad ha logrado que la justicia esté hace 26 años en cuarentena.

Si hay una incógnita que hemos escuchado constantemente durante este tiempo es: ¿Cuándo será el pico de la curva? Aprendimos que pasado el pico de la curva, comenzaría la parte positiva de la pandemia, donde los contagios empezarían a descender. Para sorpresa de todos, la epidemia de la impunidad no sigue la misma lógica. Hemos tenido demasiados “picos de la curva” en estos 26 años: desde el hecho del Atentado en sí mismo, la destitución del Juez Galeano y los fiscales José Barbaccia y Eamon Mullen, el Memorándum con Irán, la denuncia de Nisman por encubrimiento o el asesinato del fiscal Nisman. Estos son solo algunos de los ejemplos que podrían ser tomados como “picos de la curva” y a pesar de ello, la epidemia de la impunidad continua más vigente que nunca.

Según el director de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en estos momentos hay 120 vacunas que son candidatas para combatir al Coronavirus. De estas 120, hay algunas que están en evaluación clínica, ya siendo probadas en personas, y hay otras que están previas a esto. Tristemente, para la epidemia de la impunidad el panorama es distinto. Todos conocemos desde el minuto uno la vacuna para esta epidemia, pero la única que parece que no es quien tiene la cura en sus manos: la justicia.

Lo que si podemos aseverar, es que a diferencia del Coronavirus, hemos logrado encontrar un tratamiento que tiene una alta efectividad para combatir a la epidemia de la impunidad: alzar la voz y tener presente la memoria, reclamar por la verdad y exigir justicia.

Por Sebastián Potap.

Reproducción autorizada citando la fuente con el siguiente enlace Radio Jai

Ayuda a RadioJAI AHORA!
HAZ CLIC AQUÍ PARA HACER UNA DONACIÓN
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni