Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

DONAR

El “embajador de Suecia en Tel Aviv” que no apoya a Israel

El embajador designado por Suecia en Israel, un representante político, se desvinculó públicamente del apoyo a Israel y se opuso a que los miembros de su partido celebraran un acto en el parlamento en Estocolmo con representantes del Partido Likud del Primer Ministro Benjamin Netanyahu.

Erik Ullenhag, ex ministro de integración y líder del Partido Popular Liberal, es el embajador de Suecia en Jordania desde 2016.

El mes pasado se enfrentó a una controversia cuando anunció su nuevo puesto al twittear que había sido nombrado “embajador en Tel Aviv”, en lugar de “en Israel”.

Ullenhag tiene un tweet que menciona a Israel, pero para aclarar que no lo apoya. En 2014, defendió su participación en una “Kippah March” -protestas contra los ataques a personas que llevaban símbolos judíos- escribiendo que estaba protestando “contra el antisemitismo, no en una manifestación de apoyo a Israel”.

Suecia es uno de los países menos amigables con Israel en Europa. Los diputados del Partido Popular Liberal tienen una serie de puntos de vista sobre Israel, incluyendo algunos que apoyan el traslado de la embajada de Suecia a Jerusalem, según recientes informes de los medios de comunicación suecos.

En 2010, algunos miembros del partido trataron de escuchar una perspectiva israelí tras el incidente del Mavi Marmara, en el que una flotilla destinada a romper el bloqueo naval israelí se acercó a Gaza. Los comandos navales israelíes abordaron los barcos, obligándolos a atracar en Israel. Los pasajeros armados del buque Mavi Marmara atacaron violentamente a los comandos y nueve murieron por la respuesta de los soldados.

El presidente del Centro Internacional para la Diplomacia Pública – Israel David Hermelin era el jefe del Congreso del entonces Young Likud, y planeó, junto con las divisiones juveniles de otros partidos y el ahora desaparecido Ministerio de Diplomacia Pública, enviar delegaciones a otros países para presentar la versión israelí de la historia del Marmara.

Originalmente planeaban enviar miembros de la Knesset, contó Hermelin el domingo, pero no había presupuesto para enviar MKs y la mayoría de los eventos fueron cancelados. Sin embargo, sus interlocutores en Estocolmo le dijeron que su evento no podía ser cancelado, y en su lugar pagó su propio ticket para hablar.

Ullenhag, el secretario del Partido Popular Liberal en ese momento, se opuso al evento, específicamente porque el israelí que iba a hablar era un representante del Likud.

El periódico sueco Dagens Nyheter informó sobre “una escisión” en el Partido Popular Liberal sobre el evento, en el que sus organizadores lamentaban que la dirección del partido tratara de detenerlo.

Ullenhag negó haber intentado detener la reunión, pero aun así expresó su oposición a la misma.

“Creo que sería inapropiado que fuera una gran reunión pública ya que el Likud no es uno de nuestros partidos hermanos”, se le citó diciendo.

Hermelin dijo el domingo que “tenemos buenos amigos en Suecia… incluso en el Partido Liberal hay gente que nos apoya”.

El ex líder juvenil del Likud lamentó que “en lugar de traer a alguien para conectarse con los israelíes, Suecia está enviando a una figura política”.

El Ministerio de Asuntos Exteriores dijo en respuesta a una pregunta sobre el estatus de Ullenhag que no había “ninguna razón significativa para negarse” a aceptar su embajada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni