Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

El Estado Palestino: Una solución que deberías apoyar

Por: Tomás Polakoff.

Si eres una de aquellas personas que desean lo mejor para Israel deberías apoyar la creación de un Estado Palestino ¿Por qué? Porque es una solución práctica a muchos problemas de nuestro estado. 

Relaciones Diplomaticas Si se creara un Estado palestino, a Israel le resultaría más fácil establecer relaciones diplomáticas abiertas con los países de mayoría musulmana (que no tienen la intención de destruirnos), lo que claramente tendría un alto valor estratégico y económico. Esto se reflejaría directamente en los estados miembros de la Liga Árabe dado que esta organización llama abiertamente a un boicot a nuestro país (en 1954, el Consejo de la Liga Árabe aprobó la Resolución n ° 849 que aprueba la Ley Unificada sobre el Boicot a Israel que luego fue adoptada por muchos de los estados miembros) y difunde mentiras al respecto, difamandolo como un “estado de apartheid” basadose en la falta de estado de los palestinos, presionando a sus miembros a no tener siquiera relaciones comerciales y diplomáticas abiertas con el país judío. Ejemplos de estados que probablemente establecerían relaciones diplomáticas abiertas con Israel son los países del Golfo; Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos, Omán y Bahrein; que es sabido que tienen relaciones en cubiertas con este, especialmente debido a su mutuo concernimiento por Irán, además de Sudán y Marruecos, dos países árabes africanos cuyos líderes se han reunido con PM israelíes en el pasado. Claramente, si la posición de la Liga Árabe hacia Israel cambiara, la lista de posibles aliados y socios diplomáticos sería mayor y nuestras relaciones con Egipto y Jordania mejorarían drásticamente. 

Opinión pública global y antisemitismo en la diáspora La situación actual que coloca a Israel bajo la lupa de todos en el mundo proporciona a los antisemitas de una manera fácil y aceptada de camuflar su judeofobia como una simple opinión política contra Israel: el antisionismo. Teniendo en cuenta que para el grueso de la desinformada población mundial, Israel es sinónimo de judío, por lo que todo lo que Israel hace es culpa de todos los judíos y todo lo que hacen cada uno de los judíos es responsabilidad de Israel; las acusaciones hechas a Israel (no importa cuán equivocadas o injustificadas sean) causan no solo una opinión pública negativa acerca del país (que impulsa el BDS y tal vez genera un impedimento para la máxima explotación del turismo) sino también un aumento del antisemitismo mundial. 

Demografía Podemos estar 100% seguros de que los más de 5 millones de palestinos no decidirán de la noche a la mañana darnos las tierras y emigrar, así que demos por sentado que se quedarán allí. Ante esta situación, Israel tiene tres alternativas: anexar la totalidad de los territorios en disputa y otorgar la ciudadanía a toda la población palestina, mantener el status quo, o facilitar la creación de estado palestino donde puedan autogobernarse. Claramente, la primera opción no es una alternativa en absoluto, dar la ciudadanía a tantos árabes destruiría de inmediato la identidad judía de Israel dado que en unos pocos años su población gentil superaría a la judía; mantener el status quo tampoco es la mejor idea, teniendo en cuenta lo expuesto anteriormente; entonces, ¿por qué no dar lugar a un estado palestino? ¡Israel se libraría de una gran carga! 

El argumento más difundido contra la creación de tal estado es que sería utilizado para atacarnos de más cerca. Esto es 100% cierto; continuarán atacándonos al menos a corto plazo. Su odio no desaparecerá pronto, pero tendrá una transformación drástica a largo plazo: de un odio de caracter personal a uno popular. Hoy en día, los palestinos -que viven en Judea y Samaria- tienen contacto regular con ciudadanos y soldados israelies; tienen personas reales a las que odiar debido a experiencias desagradables de primera mano. Pero si se creara un Estado palestino, después de unas pocas generaciones habría un cambio radical: los israelíes pasarán al imaginario colectivo. Este odio colectivo extirpado del caracter personal actual tendrá como consecuencia un menor impacto en las acciones de la población; es decir, el radicalismo se verá disminuido. De todos modos, como la primera generación de palestinos de este estado habría vivido bajo el dominio israelí gran parte de sus vidas; este cambio de mentalidad llevará algunas décadas. 

Afortunadamente, al gobierno de un estado palestino autónomo le resultaría mucho más difícil culpar a Israel por todas sus desgracias no solo ante el mundo sino también ante su propia gente; tendría que asumir la plena responsabilidad de sus acciones. Por lo tanto, se vería obligado a centrarse en el bienestar de los palestinos en lugar de en el malestar de los israelíes. En consecuencia, se puede suponer que tal gobierno “invertiría” mucho menos dinero, tiempo y esfuerzo en estas actividades. Esta responsabilidad que adquirirían también significa que Israel podría lanzar una guerra real contra un estado real responsable por los ataques desde su territorio. Ya no serían los “pobres palestinos oprimidos” sino el Estado palestino en guerra con el Estado de Israel. Este cambio de términos también puede disuadir al estado recién nacido de intentar atacarnos e incluso obligar a su gobierno a controlar grupos terroristas que pretenden atacar a Israel desde su territorio. 

El razonamiento ilustrado anteriormente no implica que un estado palestino debe ser creado inmediatamente. Actualmente no hay nadie del otro lado para negociar tal acuerdo o para definir cualquier tipo de frontera. Para que el estado en cuestion tenga éxito, los palestinos deben ser gobernados por un gobierno legítimo -entre los palestinos- con la intención de alcanzar acuerdo viable; un requisito que el PA no cumple actualmente. Además, Hamas debe ser destruido o al menos drenado de su poder; ningún estado palestino coherente será logrado si parte de su territorio está controlado por una organización terrorista con el objetivo de destruir a Israel. 

3 Comments

  • Cesar
    Cesar

    Muy esclarecedora la nota. Gracias!

    Responder
    • Andrea Itzhar
      Andrea Itzhar

      Seria lo mejor para todas las partes.
      Son muchas las cosas por decidir para llegar a esto y no creo, sinceramente, que Netanyahu lo haga. Existen muchos intereses en el centro de esta cuestion, no es una opinion ” dale, lo hacemos” ni tampoco “no, jamas”.
      Ojala pronto se encuentren las personas capaces de asumir la responsabilidad y tenga los suficientes huevos para enfrentarse ante las negativas de los grupos extremistas de los dos lados. Como israeli sentiria un enorme alivio y estaria orgullosa si se decidiera relmente y se apoyara para la creacion de un Estado Palestino, pienso que es la unica manera de vivir en paz.

      Responder
  • Patotur
    Patotur

    Excelente nota, pone en tema de forma muy clara a quienes no siguen de cerca realidades que ya no deberían existir,

    Responder
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni