Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

“La dirigencia judía va a tener que poner los huevos sobre la mesa”

En el día de ayer, se llevo a cabo el acto de asunción de Juan Manzur como gobernador de la provincia de Tucumán, con presencia del reciente presidente electo Alberto Fernández. En el acto estuvieron invitados varios dirigentes de la comunidad judía de Tucumán, lo cual fue criticado por algunos miembros de la colectividad. La polémica nació en torno a un audio filtrado de un importante miembro de Jabad-Lubavitch de Tucumán, quien ante la consulta en un grupo privado se refirió a los dichos del diputado Waldo Wolff.

Éste ultimo había criticado el abrazo entre miembros de la comunidad judía y Cristina Kirchner ya que ella fue quien firmó el polémico Memorándum con Irán en el 2013 el cual para muchos significó una traba en la causa judicial del atentado contra la AMIA.

El audio fue tomado como una respuesta a lo dicho por Wolff, quien no criticó abiertamente la presencia de los dirigentes en el acto de asunción de Manzur, pero al mismo tiempo, fueron tomados como una critica contra la comunidad judía tucumana. El diputado dijo: “Yo no critiqué la presencia (…)  yo también felicito a Manzur y me alegro de que ponga plata en Lubavitch. La comunidad judía, y estos días la dirigencia, le mando cartas de felicitación al nuevo presidente. Está bien que así sea porque es el presidente de la nación y porque corresponde felicitarlo”.

Sin embargo, para el dirigente político, esta felicitación no debe estar vacía de criticas, pues ante todo la dirigencia comunitaria debería velar para resolver los problemas de la colectividad, siendo uno de ellos el estancamiento en la causa de encubrimiento del atentado atentado a la AMIA.

Wolff asegura que si bien se debe felicitar Alberto Fernández, no debe pasarse por alto que éste “dijo y escribió que el Memorándum con Irán era un documento para encubrir el atentado. Siendo abogado escribió una columna titulada ‘Hasta que el silencio aturda a la presidenta’ y después en una nota que le dio a Nelson Castro dijo que la presidenta en ese entonces había sido autora intelectual del encubrimiento.” Para el diputado esto es un claro interés de conflicto.

Como ex dirigente comunitario, Wolff dijo: “Así como la dirigencia de la comunidad judía tiene la educación que debe tener de mandar una carta de felicitación, dentro de mi parecer, tiene la obligación moral de preguntarle al presidente electo qué opina de sus propios dichos de hace 5 minutos diciendo que su vicepresidenta es autora intelectual del delito de encubrimiento del atentado”.

“No te podés hacer el boludo eternamente. En algún momento los máximos dirigentes de la comunidad judía, ademas de felicitar al presidente, van a tener que ir y preguntarle (…) son querellantes en la causa de encubrimiento y te digo más, Alberto Fernández debe ser citado como testigo porque es profesor de derecho penal”, aseveró el diputado.

Como reflexión final, Waldo Wolff reafirmó la obligación que tienen los dirigentes frente al futuro gobierno porque “si entramos todos los días a Pasteur 633 (sede de AMIA) (…) entramos cada mañana y ponemos a nuestros hijos a cubrirnos de Hezbolláh, de exigirle a un presidente de la nación que hoy tiene un conflicto de intereses”.

En definitiva, la critica opinión del diputado de Cambiemos puede resumirse en su frase mas fuerte y directa: “La dirigencia judía va a tener que poner los huevos sobre la mesa”.

Radio Jai se comunicó con el presidente de DAIA, Jorge Knoblovits, quien manifestó: “Los medios de comunicación no son el ámbito de la discusión franca y de construcción política. Las conversaciones, opiniones, divergencias o acuerdos los mantenemos cara a cara”.

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Helueni