-
X

Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

" Si una persona mantiene constantemente su mente concentrada en hacer obras de bien, estará libre de pensamientos que lo conduzcan a la tristeza "   Rabí Pinjas de Koretz

Las leyes nazis para saber quién es judío

El 14 de noviembre de 1935 fueron sancionadas en la Alemania nazi las Leyes de Núremberg. Las normas fueron diseñadas y redactadas por el Ministro de Interior del Reich Wilhelm Frick, un jurista y político antisemita, y las mismas impedían que el colectivo judío se relacionara racialmente con el pueblo alemán. ​

Para llevar a cabo tal misión era necesario para el gobierno del Tercer Reich responder a una pregunta central: ¿a quién se debía considerar judío?, no existía ninguna definición en tal sentido, si bien para el nazismo la cuestión judía no era religiosa sino racial, se carecía de un enunciado que contuviera las características físicas y espirituales de una persona judía; el único criterio existente hasta ese entonces era la definición religiosa.

Tal cuestión ya tuvo su inicio en abril de 1933, a los pocos meses de asumir Hitler se dictó el Primer reglamento para aplicar la ley de restitución de las funciones públicas profesionales de la nación a su base, en el cual se entendía que los progenitores o los abuelos eran judíos cuando perteneciesen a la religión judía.Se dividió a la población en dos categorías: arios, eran aquellos que no tenían antepasados judíos, y no arios, quienes tenían al menos un progenitor o abuelos judíos.

El primer reglamento tenía como objetivo eliminar lo que los nazis definían como la influencia perniciosa judía. Entre sus primeras medidas fue la de establecer que los funcionarios de ascendencia no aria debían abandonar los cargos públicos, hechoque provocó la expulsión de intelectuales judíos que ocupaban posiciones importantes en la vida cultural y en el gobierno. Con la ayuda de Julius Streicher, quien con su periódico Der Stürmer,se logró crear una fuerte opinión pública antisemita en diversos niveles de la sociedad alemana que aprobaba las actividades antijudías.

Las jerarquías universitarias apoyaron la línea oficial. En poco tiempo los judíos fueron expulsados del periodismo y de la radio, maestros y profesores que trabajaban en la escuela pública tropezaron con disturbios y el abandono de sus clases por parte de los alumnos. Más de 1.000 prominentes judíos del campo de las artes y las ciencias comenzaron a abandonar el país como efecto de las drásticas campañas gubernamentales.

Pero el trabajo no estaba terminado, la aplicación del párrafo de la ariedad del reglamento presentaba algunas dificultades en la definición del término no ario. Para los nazis este concepto debía ser más taxativo, ya que no alcanzaba con definir a los plenamente judíos, es decir personas con cuatro abuelos judíos. Ahora había que definir a aquellos que eran: tres cuartas partes judíos, a los medio judíos y a los que eran en una cuarta parte, según el grado de mezcla a la que sus antepasados habían llegado.

A comienzos de 1935 se inició un debate entre los jefes médicos del partido nazi, los  jefes de la oficina sobre política racial y la asociación de médicos, sobre si en los medio judíos los genes judíos son los notoriamente dominantes.

El 13 de septiembre del mismo año, en la ciudad de Núremberg, Hitler ordenó que se redactara la Ley para la protección de la sangre y el honor alemanes(Blutschutsgesetz). La nueva ley se ocupaba específicamente de los judíos, prohibió: los matrimonios entre judíos y alemanes, las relaciones extramatrimonialesde judíos con súbditos del Estado que tuvieran sangre alemana o relacionada,el empleo en viviendas judías de mujeres menores de cuarenta y cinco años de sangre alemana o relacionada y a enarbolar la bandera del Reich y portar colores patrios.

El 14 de noviembre de 1935 se incorporó la Ley de la Ciudadanía delReich (Reichsbürgergesetz),eran normas por las cuales se definía como judío a todo aquel que tenía como ascendientes de uno a tres miembros judíos en su familia. Para determinar la categoría de los abuelos, se mantenía  el fundamento que el abuelo/a eran judíos si perteneció a una comunidad religiosa.

Surgió también una tercera categoría en la definición: la de Mischlinge, a quien no sedefinía como judío sino un individuo conmezcla de sangre judía, que era considerado como una especie de tercera raza, es decir, que a los efectos administrativos no eran ni judíos ni alemanes.

El efecto de las Leyes de Núremberg fue devastador, asestaron un golpe demoledor a las escasas esperanzas que mantenían algunos dirigentes judíos de lograr un encuentrojudeo-alemán para superar las hostilidades del régimen hacia ellos.

Las nuevas leyes raciales tenían rango de leyes constitucionales; de ellas emanaron futuras leyes y reglamentos que enmarcaron la política de pauperización, persecución y exterminio de los judíos.

Esta legislaciónse nutrió de leyes y símbolos del pasado que nos retrotraen a las raíces mismas del odio y de la animosidad antijudía en la Europa Medieval. La profusa legislación cristiana sobre el tema sirvió de precedente para los ideólogos y los juristas nazis.Entre las  prohibiciones más importantes impuestas a los judíos que recobraron vigencia después de mil años, se pueden señalar:la realización de  matrimonios mixtos, mantener relaciones sexuales entre judíos y cristianos,  obtener títulos académicos, emplear personal doméstico no judío, la construcción de nuevas sinagogas, y que cristianos y judíos comieran juntos.

Los nazis resignificaron las Disposiciones del Concilio de Letrán referentes a la indumentaria de los judíos, del 11 de Nov. De 1215,  al imponer la obligación de portar una insignia distintiva en la ropa para que fueran rápidamente discernibles,además de obligar a los judíos a mudarse a barrios determinados y al establecimiento de guetos obligatorios. La diferencia con el ayer radicaba que bajo el reinado de la Iglesia los judíos tenían una salvación: la conversión religiosa, mientras para el nazismo no existía salvación posible, debían ser eliminados.

Las leyes de Núremberg despertaron en la población alemana una imagen sobre el judío ya forjada desde hacía varios siglos y la misma se encontraba en la sociedad latente y vigente, permitiendo así su aceptación masiva.

Por el profesor Yehuda Krell

Reproducción autorizada por Radio Jai citando la fuente.

Mostrar más