Radio JAI

La Radio Judía de Latinoamérica

Denuncian a Lionel Messi por evasión fiscal

El autor de la denuncia es un ciudadano argentino radicado en España, que trabaja en una organización no gubernamental (ONG) dedicada a la ayuda humanitaria en el mundo. Entre 2012 y 2014, trabajó para la Fundación Messi – en un principio ad honorem-, con la promesa de que la fundación del jugador ayudaría en el futuro a su ONG a desarrollar sus proyectos sociales. Tras advertirle a Jorge Messi, padre del jugador, sobre las presuntas maniobras irregulares de dinero, renunció.

Con el patrocinio de los abogados Miguel Angel Pierri y Pedro Fontanetto, la denuncia alcanza a Messi, a su padre, a su hermano Rodrigo -todos miembros del directorio de la Fundación- y a Alejandro Rebosio, titular de Social Team, la agencia con la que la Fundación Messi se asoció durante cuatro años, hasta 2014, para desarrollar proyectos sociales. Según el denunciante, Rebosio y Social Team habrían estafado a su ONG, y una gran cantidad de las acciones sociales comprometidas por la Fundación no se habrían concretado.

“Todos los que trabajaban con Social Team veían, entre otras cosas, que no se trabajaba con transparencia, ni se destinaban los recursos para que la Fundación Leo Messi llevara a cabo acciones sociales reales y concretas. Sino que era evidente que los fondos eran destinados o desviados a cuentas off shore en distintos países del mundo”, puede leerse en la presentación judicial.

Según el denunciante, “era evidente la connivencia y encubrimiento de Social Team y Fundación Leo Messi en simular la magnitud de la ayuda social, y crear una pantalla sobre las obligaciones reales de la Fundación (…) Con el paso de los meses, se notaba cómo los fondos que debía invertir la Fundación en acciones sociales, según los principios de dicha institución, eran desviados a otras cuentas y que nada tenían que ver con el objeto fundacional, para el cual habíamos sido convocados”.

Tras la finalización del contrato entre Social Team y la Fundación, Rebosio denunció en 2016 a Messi y su padre, reclamándoles USD 15 millones por supuestas comisiones impagas. Pero nunca se presentó para ratificar la denuncia.

La presentación del ex empleado de la Fundación se hizo a fines de agosto último. Como reside en España, no pudo viajar cuando fue llamado a prestar declaración testimonial en septiembre. Fue convocado nuevamente para el 31 de octubre próximo por el juez en lo penal económico Gustavo Meirovich.

Fuente: Infobae

Helueni